Síguenos

Bq Aquaris 5

Bq vuelve a presentar un smartphone, demostrándonos que el anterior modelo, el Aquaris (a secas) no era una simple tentativa en este sector sino que es el inicio de una saga. Con el Aquaris 5 el terminal gana en tamaño, llegando a la pantalla de 5 pulgadas, pero también rendimiento.

Estamos ante un gama media muy fluido, que cae muy bien en la mano, pero le falta todavía bastante para ser un gama alta. No tiene, por ejemplo, NFC. La cámara es todavía mejorable. Y los materiales predominantes son los plásticos (aunque no es impedimento para un gama alta, como demuestra Samsung, casi todos los fabricantes buscan otros acabados para sus terminales más punteros). Estamos ante un terminal muy atractivo y con precio interesante. Desde luego es un terminal a tener en cuenta.

Bq Aquaris 5, diseño y materiales

El Bq Aquaris 5 tiene un diseño elegante, todo blanco con un pequeño marco negro que separa la parte frontal de la trasera. Destaca la relación de aspecto 16:9 de su pantalla de 5 pulgadas, siendo un formato igual al del iPhone 5 o el Samsung Galaxy S4, aunque con menor densidad de píxeles.

Lo que queda claro en todo momento es que los materiales son plásticos, no hay ningún efecto que lo disimule. Lo bueno es que al ser blanco no se percibe la suciedad como si fuera de color negro, aunque en la pantalla sí que destaca la grasa de los dedos. Al igual que en el anterior Bq Aquaris me gusta mucho la sensación de los botones físicos, encendido y volumen. Tienen bastante recorrido lo que permite en todo momento saber si hemos pulsado el botón o no, y el tacto es bastante agradable.

En la parte frontal del teléfono destacan varias cosas. Primero, el altavoz para hablar por teléfono, muy bien integrado con el diseño del terminal, de forma alargada en la parte superior. Segundo, la cámara frontal, algo escorada a la derecha y con el sensor de luminosidad justo a su lado (demasiado visible a mi entender; este es el problema de los diseños en blanco). En la parte inferior se aprecia demasiado el micrófono, podría estar más escondido. Y por supuesto destacan los tres botones Android (menú, home y atrás), que son botones físicos y que contradicen lo que se espera de un terminal que trae Android 4.2. Creo que Android dio un paso muy importante al eliminar los botones físicos y no entiendo por qué algunos fabricantes siguen apostando por estos botones, incluso cuando el botón de menú está ya muy desfasado (sí, lo sé, Samsung lo hace también; ¿estará Bq imitando a Samsung?).

Estamos ante un terminal que cae muy cómodo en la mano, que es agradable.

En la parte superior nos encontramos tanto el botón de encendido como el puerto micro-USB para cargar el terminal y conectarlo a un PC, y la toma de auriculares 3,5mm. El terminal viene con unos auriculares que además traen micrófono, luego sirven de manos libres. En el lateral izquierdo están las teclas de volumen. No tenemos más puertos en los laterales o parte inferior, puesto que las tarjetas SIM y la tarjeta MicroSD van en la parte posterior, justo encima de la batería y protegidos por la tapa trasera.

En la parte posterior nos encontramos la cámara de fotos de 8 Megapíxeles (con su flash) y el altavoz. La cámara sobresale del resto de la parte trasera, lo que me parece un error pues es más fácil que los golpes y raspones acaben machacando la cámara.

Con unas dimensiones de 142 × 71 × 9,9 mm y un peso de 170 g estamos ante un terminal que cae muy cómodo en la mano, que cabe bien en el bolsillo sin notarse en exceso, y que en definitiva es agradable. Tenemos, por tanto, un gama media que apunta maneras.

Ver galeria completa » Bq Aquaris 5 (17 fotos)

Rendimiento del hardware

Las especificaciones del Bq Aquaris 5 son de un gama media, aunque tiene algunos aspectos que tiran a gama alta, como su procesador Quad Core y su pantalla de 5 pulgadas IPS. Antes de comentar el rendimiento, veamos una tabla con todas las especificaciones en detalle.

Bq Aquaris 5: Especificaciones
Pantalla IPS de 5 pulgadas, multitáctil 5 puntos, 178º de visión
Resolución qHD 540×960 píxeles, 220ppi
Procesador Mediatek MT6589 Quad Core 1.2 GHz (ARMv7)
Procesador gráfico PowerVR SGX 544MP
RAM 1 GB
Memoria 16 GB + microSD
Versión Android 4.2.1 Jelly Bean
Conectividad Wireless 802.11b/g/n, Bluetooth, Dual SIM 3G+ (HSPA 24: 42 Mbps)
Puertos de expansión MicroUSB, MicroUSB OTG, MicroSD
Cámaras Frontal: VGA / Trasera: 8Mpx
Batería Batería Li-ion 2200 mAh
Acceso a Google Play Sí, de serie
Precio 199,90 euros

Lo que más me gusta de este terminal es la fluidez con que se mueve todo. Nada de lags, todo rápido como la seda. Estamos ante un gama media de Android que no sufre como lo hacían hace no tanto tiempo, y desde luego es de agradecer. La experiencia de uso es magnífica en este aspecto.

La pantalla, como siempre en esta gama, deja algo que desear. La reproducción del color y la luminosidad, así como el tamaño, están muy bien, pero la densidad de píxeles es algo baja para lo que estamos acostumbrados en gamas más altas.

La cámara deja bastante que desear; al final en estas cosas se notan las diferencias con un gama alta

El terminal cuenta con dual SIM, es decir, podemos tener dos SIM a la vez, elegir con quien queremos realizar la llamada, recibir llamadas de ambos números, todo esto a la vez tal y como hemos explicado con anterioridad. Eso sí, como es habitual en estos terminales, la primera SIM es la única que tiene 3G, luego será la encargada de la conexión de datos.

En el tema de la fotografía, la cámara deja bastante que desear. Los megapíxeles no son todo y tanto en exterior como en interior se podrían obtener mejores resultados. Al final en estas cosas se notan las diferencias entre un gama media y un alta.

Ver galeria completa » Fotos tomadas por Bq Aquaris 5 (10 fotos)

En la calidad de sonido no nos podemos quejar. Los cascos que acompañan al terminal, además, son razonablemente buenos. Cuando se usa el altavoz del terminal se oye la música algo enlatada, cosa bastante habitual en los móviles, la verdad.

En los benchmarks el terminal ha salido bastante bien parado. Estamos ante un terminal que se aproxima por este lado a la gama alta, que se mueve con fluidez y que da la talla en juegos (por ejemplo con El Caballero Oscuro). Os dejamos los detalles de los benchmarks que ha pasado.

Bq Aquaris 5: rendimiento
AnTuTu 14117 puntos
Quadrant 4084
3DMark Ice Storm: 2777
Epic Citadel 66.0 FPS @ 960×544, High Performance
BenchmarkPI 557 milisegundos, puesto #24145

Ver galeria completa » Benchmark Bq Aquaris 5 (7 fotos)

Respecto a la batería hemos hecho pruebas con BatteryTestUtility, y el resultado ha sido más de diez horas visionando un vídeo en full HD (en modo avión y brillo al mínimo) y casi seis horas con la prueba de navegación web (con Wifi con buena cobertura y sin tarjeta SIM ni sincronización y brillo al mínimo). Unos resultados muy buenos que encajan con la sensación de que la batería de de 2200 mAh es una buena elección para este terminal.

Ver galeria completa » Batería Bq Aquaris 5 (2 fotos)

Bq Aquaris 5, software

El Bq Aquaris 5 viene con Android 4.2.1, una de las últimas versiones de Android disponibles. Es cierto que ya estamos en Android 4.3, pero la salida ha sido prácticamente simultánea con el lanzamiento del terminal al mercado, luego podemos decir que está a la última.

El sistema es básicamente una ROM Android limpia, sin accesorios por parte del fabricante. Las modificaciones son sutiles y nada intrusivas. Por ejemplo, incorpora temas al terminal (que cambian muy poco, la verdad) o un instalador de APK incluido en los menús de Ajustes. También me ha sorprendido una opción en Ajustes llamada “mejora multimedia” que ecualiza la música cuando estamos escuchando con cascos. Efectivamente mejora la calidad de sonido, no sé por qué lo ponen como opción, debería estar por defecto.

Temas

También tiene cosas interesantes, como un programado de apagado y encendido del terminal (para la noche, por ejemplo) y la alarma enciende el teléfono aunque esté apagado, como en los Nokia de toda la vida. Esto es algo que ya vimos en el Bq Aquaris original.

Para actualizar el teléfono hay una aplicación especial que busca actualizaciones y las descarga OTA. Nada más encender el teléfono me saltó una actualización. Pensaba que sería 4.2.2 pero no fue así, eran sólo cambios menores.

La memoria del terminal son 16 GB, expandibles por tarjeta microSD. Lo curioso es que siguen dividiendo la memoria en aplicaciones y datos (que la considera como si fuera una memoria SD), cuando desde Android 4.0 no es necesario. Esto hace que podamos estar algo limitados a la hora de instalar aplicaciones, ya que la parte reservada a aplicaciones es de únicamente 2 GB.

Lo mejor del terminal es que es completamente compatible con Google Play y los servicios de Google. Estamos ante un terminal indistinguible en este aspecto a las grandes marcas. Y con un sabor muy “Nexus” debido a que es un Android sin modificaciones.

Conclusiones

En definitiva, estamos ante un terminal de gama media que en rendimiento se aproxima bastante a la gama alta. Donde flaquea es en los acabados (aunque no son pésimos, sólo simples) y en la cámara de fotos que no da la talla. El precio es muy atractivo, 199,90 euros, por lo que creo que este gama media está a la altura de los más exigentes en su búsqueda de una buena relación calidad precio.

El terminal ha sido cedido para las pruebas por Bq. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

En Xataka Android | Bq Aquaris 5, toda la información del nuevo Android de bq | Bq Aquaris, análisis

Deja un comentario

Ordenar por:

50 comentarios