Sigue a Xataka Android

HTC One X+

Era un rumor a voces, del que justo hablábamos hace nada: HTC ha confirmado oficialmente el One X+, una versión mejorada del One X, con el que comparte su diseño exterior. En el interior, un mejor procesador, el doble de espacio de almacenamiento y, lo que sí es novedad, una batería de mayor capacidad.

Eso sí, hay un pequeño detalle en el exterior que permiten diferenciarlo de un One X normal. En el One X+, el anillo metálico que rodea la cámara es de color rojo brillante, lo que queda muy bien tanto en el modelo blanco como en el negro, que parece que sustituye al gris militar en el que se ofrece el One X.

HTC One X+, cuatro núcleos a más gigahertzios

El procesador es el rumoreado: NVidia Tegra 3 a 1.7GHz, más rápido que el de su hermano, con lo que prometen un 67 por ciento más de rendimiento que el One X. Me parece que eso sólo tiene sentido si además han optimizado el software, porque no hay tanta diferencia con el Tegra3 a 1.5GHz del antiguo.

La pantalla es la misma, la enorme y nítida Super LCD2 de 4,7 pulgadas, con resolución de 1280×720 píxeles. Particularmente, me gusta más el colorido de esta pantalla que la gama demasiado azulada del Pentile que gasta el Samsung Galaxy SIII, aunque sobre el papel sea superior.

HTC One X+

Pequeñas grandes mejoras

La batería ha subido de 1.800 mAh hasta los 2.100 mAh, a costa de incrementar el peso del terminal en sólo 5 gramos (quedándose en 135g). La diferencia en peso es inapreciable, pero me da que cuanto a aguante de la batería sí que se va a notar bastante. HTC promete un 50 por ciento más de duración y hasta 6 horas más de conversación.

La memoria interna, que se antojaba suficiente con 32GB aunque limitada por la ausencia de lector de tarjetas de memoria, ha sido doblada hasta los 64GB. A esto hay que añadir que mantienen la oferta de 25GB adicionales en Dropbox durante dos años, como en el resto de la gama One.

La cámara trasera no recibe cambios, ni falta que le hace. HTC ya demostró que podía montar cámaras decentes en sus terminales, y no necesitaban mejorar en este aspecto, que tan mala fama les dio en el pasado. Por tanto, es de 8 megapíxeles de resolución, con apertura mínima de f2.0.

La frontal sí recibe una pequeña mejora, innecesaria por otra parte, y pasa de 1,3 a 1,6 megapíxeles. Sigue siendo capaz de grabar a 720p, lo que da de sobra para su principal, videoconferencias.

En cuanto al sonido, HTC dice haber mejorado los graves en los altavoces del One X+, que siguen llevando la marca Beats. Es un cambio físico, no simplemente mejora software.

HTC Sense y… ¿Android Ice Cream Sandwich?

Por desgracia, entre las especificaciones que ha publicado HTC se ha omitido la versión de Android con la que el OneX+ saldrá al mercado. Confirmaremos si es Ice Cream Sandwich o Jelly Bean en cuanto HTC nos responda. Tampoco conocemos la versión de HTC Sense, que se rumoreaba podría ser la 4.5.

Esperemos que sea Jelly Bean, que a estas alturas sería una lástima que un terminal como este llegara con una versión antigua de Android, mientras que la competencia ya está haciendo los deberes.

ACTUALIZACIÓN: Como sospechábamos, HTC One X+ traerá Jelly Bean de fábrica, y supondrá el lanzamiento de la nueva versión de Android para toda la gama One, incluyendo al X, al S y al XL. La nueva versión de la personalización de HTC se llama Sense+, ya también llegará al resto de la gama.

HTC One X, disponibilidad y precio

De momento no hay fecha oficial para su lanzamiento, y menos para el mercado español. Suponemos que no tardará en llegar aquí, porque HTC España ya está publicitando el terminal en su cuenta de Twitter, aunque aún no y también en la web. Se desconoce cuál será su precio final libre así como las ofertas que tendrán los diferentes operadores a través de permanencias.

Sitio oficial | HTC y HTC España
En Xataka Android | Características del HTC One X normal
En Xataka | HTC OneX+

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

17 comentarios