Sigue a Xataka Android

Apple contra Samsung

La batalla de patentes y plagios entre Samsung y Apple continúa, y tanto es así que Apple ha conseguido bloquear las ventas del Galaxy Tab 10.1 en Estados Unidos, aunque de momento de forma cautelar, está a la espera de hacerse efectiva.

Y es que este puede ser el revés más duro por parte de Apple a Samsung, que ha conseguido bloquear el que un día fuera el referente de las tablets en Android, el Galaxy Tab 10.1. Hay que tener en cuenta que se trata sólo de este modelo, ya que en la medida no se ve afectado el Galaxy Tab 2 10.1.

Como medida cautelar, y a la espera de que Apple desembolse los 2.6 millones de dólares de fianza que deberían pagarse a Samsung a modo de compensación en caso de que, el bloqueo no debiera haberse hecho efectivo, esta deberá dejar de vender dicho modelo del tablet en Estados Unidos.

Lucy Koh, el juez del caso, ha expresado que “aunque Samsung tiene el derecho a competir, no si lo hace invadiendo el mercado con productos infractores” y que “si bien Samsung perderá ventas con esta orden judicial, es mayor el peso de que causan estos productos infractores por parte de Samsung a Apple a la luz de la Corte”.

No hay lugar a dudas de que Samsung apelará esta medida cautelar, aunque esto supone también un duro golpe contra su imagen en el país. El motivo no es otro que puro plagio, según comenta Kristin Huguet, portavoz de Apple, a los chicos de AlthingsD:

“No es ninguna coincidencia que los últimos productos de Samsung se parecen mucho al iPhone y al iPad, desde la forma de su hardware hasta la interfaz de usuario, e incluso el embalaje”, “Este tipo de copia tan descarada es errónea y, como ya hemos dicho muchas veces, tenemos que protejer la propiedad intelectual de Apple cuando otras compañías roban nuestras ideas”

Samsung también se ha pronunciado al respecto en un comunicado:

“Apple solicitó una orden cautelar sobre el Galaxy Tab 10.1, por una patente de diseño único en la que abordó un solo aspecto del diseño general del producto”, “Si Apple sigue haciendo reclamaciones legales basadas en patentes de diseño general, el progreso de la industria podría ser restringido”

Es por esto que, si bien se trata de una medida cautelar, las ventas de este tablet, así como la imagen de la compañía, no son algo que pueda ser reparado con 2.6 millones de euros. Veremos como acaba esto finalmente.

En Xataka Android | Apple pide la prohibición inmediata del Samsung Galaxy Tab 10.1 en los Estados Unidos
Vía | AllthingsD

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

12 comentarios