Google suspende a una app de vídeo de su tienda por mencionar 'ASS', un formato de subtítulos, en su descripción

Google suspende a una app de vídeo de su tienda por mencionar 'ASS', un formato de subtítulos, en su descripción
4 comentarios
HOY SE HABLA DE

'Ass' en inglés puede significar muchas cosas: culo, asno, burro, tonto o Advanced SubStation Alpha, un formato de subtítulos como SRT, SSA o SBV. Los desarrolladores de un modesto reproductor de vídeo con apenas mil descargas en Google Play se llevaron una sorpresa: Google les suspendió temporalmente por mencionar el soporte para 'ASS' (el formato de subtítulos) en la descripción en Google Play.

El desarrollador compartió su historia en Github, después de que la aplicación fuera suspendida al infringir el apartado de contenido sexual y profanidad. Desde entonces, la aplicación ya ha vuelto a la tienda -tras apelar la suspensión- aunque por el camino ha evidenciado, de nuevo, lo mal que funciona el sistema de revisión automático de Google.

El robot revisor

Cualquier persona que haya pasado más de unos minutos haciendo búsquedas en Google Play se habrá dado cuenta de que filtro, hay poco. La facilidad para publicar una aplicación es una de las virtudes de la tienda de Google, pero también tiene un lado oscuro: multitud de aplicaciones de escasa calidad. Google ha prometido en varias ocasiones revisar las aplicaciones con mayor detalle, pero noticias como las de hoy nos evidencian que todavía queda mucho trabajo por hacer.

La aplicación en cuestión es Just (Video) Player, un sencillo reproductor de vídeo que se basa en la librería ExoPlayer, creada por Google. De ExoPlayer hereda la mayoría de características y soporte, incluyendo el de los subtítulos. De este modo, ExoPlayer soporta subtítulos en formato ASS, SSA, SRT, VTT, TTML, así que lo mismo sucede con Just Video Player. Sin embargo, al poner dicho dato en la descripción de la aplicación en Google Play, Google suspendió la aplicación por contenido sexual y profanidad.

Subtitles

En el mensaje de Google se resalta la frase entera, aunque el principal sospechoso parece ser el formato ASS, "culo", en inglés o Advanced SubStation Alpha, en el contexto de los subtítulos. Un revisor humano habría entendido el contexto, pero no así un revisor automático como el que parece ser que juzgo, dictaminó sentencia y ejecutó a esta aplicación.

Por suerte para su desarrollador, la apelación ha surtido efecto y la aplicación ya ha vuelto a la tienda, aunque por el camino nos evidencia una vez más el descontrol que tiene Google con su tienda y lo mejorable que son sus sistemas de detección automatizados.

Vía | ArsTechnica

Temas
Comentarios cerrados
Inicio