Síguenos

Sony Xperia

Martes por la noche, acabo el día leyendo algún que otro artículo antes de irme a la cama. Entre ellos, me encuentro uno que me hace levantar la ceja cuando lo leo: Android es popular porque es barato, no porque sea bueno. Me llama la atención, decido abrirlo y empiezo a leer.

Sonrío, parece que a alguien le escuece el éxito de Android. Reflexiono un poco y decido escribir unas líneas aquí, en Xataka Android. Como decía El Nota en El Gran Lebowsky “Sí, bueno…En fin, eso es lo que tú opinas tío” pero veamos un poco más en detalle esta idea.

Sí, Android ha democratizado el uso de los smartphones

Nos puede gustar más o menos el iPhone pero hay que reconocerle el mérito de ser un terminal de referencia para definir una categoría de productos que otros se atrevieron a definir pero no lo lograron: smartphone. Es cierto que ya estaba Windows Mobile pero no nos engañemos, fueron ellos.

Simplicidad, interfaces adaptadas, los gestos en las pantallas táctiles. Sentaron las bases. Al margen de esto, a lo que no quiero restarle ninguna importancia, Apple decidió en el momento que lanzó su iPhone que iba a ser un producto que no iba a estar al alcance de todos.

Con el paso del tiempo, esto ha hecho que el teléfono de Apple sea un producto, como definirían algunos expertos en marketing, aspiracional. Todos queremos uno, es bueno y además da estatus, como otras muchas cosas que podríamos etiquetar como lujos.

Samsung Galaxy

La idea de Apple es buena. Sin embargo, resulta que no todo el mundo quiere pagar 600 euros o más por un smartphone libre. Las necesidades que puedes tener tú, querido lector, o yo mismo no son las mismas que el usuario medio. Es cierto que para eso también están las subvenciones, y aquí en España triunfan.

Resulta que Android ha conseguido algo que le ha valido para estar donde está, según por ejemplo los últimos datos de Kantar: el teléfono inteligente ha llegado a todo el mundo. Para la señora que quiere usar Whatsapp para hablar con sus hijos o para que el más geek lo pueda exprimir a tope.

Sí, Android se ha adueñado de la gama de entrada y es que el éxito del sistema operativo se mide en ese rango, más allá de los dispositivos más punteros. ¿Por qué domina ahí? Porque ningún otro fabricante ha sacado nada atractivo con otro sistema operativo.

Apple sigue en sus trece de fabricar smartphones de gama alta y ofrecer teléfonos de hace tres años como la opción económica. Windows Phone crece poco a poco pero tampoco tienen nada solvente. BlackBerry está en proceso de transición y Firefox tiene buena pinta pero ahora mismo le queda mucho camino por recorrer.

Habrá a quienes les fastidie ver como el metro, el autobús o las calles está lleno de terminales como el Samsung Galaxy Ace, el Xperia U o el LG Optimus L3. Y sí, son smartphones baratos pero esta no es la razón de su éxito. Insisto, hay gente que no necesita ni quiere más: se ha democratizado el uso.

Es cierto que algunos terminales de gama baja de hace un par de años han dado un poco mala de fama a Android: poco funcionales, con errores de bulto y sin actualizaciones de ningún tipo. Sin embargo, los fabricantes han aprendido también y ahora mismo la gama de entrada tiene dispositivos muy interesantes.

Decir que el precio es la única razón por la que Android triunfa es un despropósito. Es cierto, no lo voy a negar, que ha ayudado pero por un motivo muy sencillo: la gente tiene necesidades diferentes. Sin embargo, hay otras variables importantes que no se reflejan: capacidad de personalización, libertad y sobre todo calidad, que el salto que ha dado en dos año es notable.

Más información | Gizmodo
En Xataka Android | El dominio de Android perdura en España durante el 2012

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios