Compartir
Publicidad

Hannspree Hannspad SN1AT71, análisis

Hannspree Hannspad SN1AT71, análisis
Guardar
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada vez hay más tablets con Android y en Xataka Android queremos probar todo lo posible, para que los lectores tengáis la mejor información del mercado. En este caso os traemos el análisis de un tablet de 10" de la marca Hannspree, una opción muy económica para este tamaño.

Estamos ante un tablet que lo englobaría en la gama media-baja debido a que los acabados no son lo mejor que tiene, pero que cuenta con suficiente potencia para no decepcionar en el uso diario. Aún así para los más exigentes se queda corto. Veamos qué nos ha parecido.

Hannspree SN1AT71, acabados físicos

Con este tablet si tenemos una pega, una gran pega, es con los acabados físicos. No me acaban de convencer. Estamos ante un tablet excesivamente grueso y con demasiado aspecto a plástico en los laterales. Sí, sé que hay marcas punteras, como Samsung, que usan plástico en abundancia, pero al menos lo disimulan, es un plástico premium. Aquí también usan un plástico que no lo parece en la parte trasera, que es muy elegante, pero dejan un reborde por los laterales que no me gusta nada y que además se siente en todo momento cuando lo tenemos entre las manos.

El resto del acabado es decente. En la parte frontal tenemos la pantalla y la cámara frontal. Los marcos son algo excesivos, se podría haber apurado más para hacerlo más pequeño (179,9mm x 263,2mm x 9,8mm). En tres de los laterales no hay nada, ya que han colocado todos los botones y conectores en el lateral izquierdo, lo cual me parece algo excesivo.

En dicho lateral izquierdo nos encontramos con todo: botón de encendido, volumen, MicroSD, HDMI, auriculares, micro USB y conector de alimentación (sí, no se carga por el micro USB, un grave error). Para mi gusto están demasiado apelotonadas las cosas y como casi siempre que se coloca el botón de encendido al lado del de volumen, se suelen confundir.

En la parte trasera tenemos un acabado en plástico bastante elegante excepto por la parte superior que asoma el del los laterales. También vemos la cámara trasera, centrada y que no sobresale (bien), y dos altavoces que son superiores en calidad a lo que vengo acostumbrando en gama media pero que no llegan a lo mejor que he escuchado (curiosamente, en un iPad).

En definitiva, estamos ante un tablet que no destaca por sus acabados físicos. La parte trasera apuntaba maneras pero poco más. Si no eres muy exigente en este aspecto, seguimos analizando el tablet.

Rendimiento hardware

Lo primero, vamos a poner las especificaciones técnicas que trae este tablet para luego hablar de las impresiones personales y los benchmarks, que es la mejor forma de ver cómo rinden estas especificaciones que sobre el papel son buenas.

Hannspree Hannspad SN1AT71: Especificaciones
Pantalla Panel IPS 10,1", táctil capacitivo 10 puntos
Resolución qHD 1280×800 píxeles, 160 dpi
Dimensiones 203mm x 55mm x 303mm
Peso 620g
Procesador ARM Cortex A9 1.2GHz Quad Core
Procesador gráfico GC1000+MP
RAM 1 GB
Memoria 16 GB + microSD
Versión Android 4.1.1 Jelly Bean
Conectividad Wireless 802.11b/g/n, Bluetooth
Puertos de expansión MicroUSB, MicroSD
Cámaras Frontal: 0,3 Mpx / Trasera: 2 Mpx
Batería Batería 3.7V Li-Polymer 6000 mAh
Acceso a Google Play Sí, de serie
Precio recomendado 199 euros

Sobre el papel no pinta mal este tablet, pero en su uso diario va algo lento. Las aplicaciones tardan en abrirse, las transiciones son lentas, si se está actualizando una aplicación todo es tan lento que es imposible hacer nada con él... cosa que no cuadra muy bien con un procesador de 4 núcleos a 1,2 GHz. Tiene pinta que no está optimizado o que le falta memoria.

Dead Trigger 2
Jugando al Dead Trigger 2 en el Hannspree Hannspad... no muy fluido

Si miramos los benchmarks vemos que no es sólo una impresión mía, en ellos no rinde muy allá. Es por eso que no podemos pensar en este tablet para jugar a lo último del mercado sino más bien para hacer un uso ligero: ver vídeos, navegar, leer, correos, etc. Hemos probado algún juego moderno, como Dead Trigger 2 o el Caballero Oscuro, y no iban mal del todo pero le faltaban la fluidez necesaria para que la experiencia sea perfecta.

Hannspree Hannspad SN1AT71: rendimiento
AnTuTu 9.956 puntos
Quadrant 2.575
3DMark Ice Storm: 2137 / Ice Storm Extreme: 1125
Epic Citadel 22.7 FPS @ 1280×752, High Quality/ >23.3 FPS @ 1280×752, High Performance
BenchmarkPI 691 milisegundos, puesto #37.994

La pantalla tiene buena luminosidad y reproducción del color, pero la densidad de píxeles es algo escasa para lo que vemos últimamente. Si nos acercamos un poco se notan los píxeles y no estamos, por tanto, ante la mejor experiencia.

Respecto al aspecto multimedia estamos ante un tablet con una GPU suficiente para reproducir vídeos en HD. Además cuenta con una salida HDMI, con lo que en este apartado estamos ante una opción bastante interesante.

Respecto a la cámara, todavía estoy por ver una cámara de un tablet que merezca la pena. Y en este caso no estamos ante una excepción. Es una cámara que simplemente saca fotos y sólo obtendremos buenos resultados si hay bastante luz. Hannspree no está en la carrera de las cámaras hoy por hoy.

Hannspree SN1AT71, software

Captura de escritorio del Hannspree Hannspad
Captura de escritorio del Hannspree Hannspad

El tablet Hannspree viene con una versión de Android algo antigua, la 4.1.1. Promenten, eso sí que se actualizará a 4.2 antes de final de año, pero no hay que olvidar que ya vamos por Android 4.3 y que 4.4 está a punto de salir. Aún así podemos decir que las grandes novedades en Android llegaron en 4.0 y que en 4.1 se aumentó la fluidez, por lo tanto tenemos una versión bastante actual de software.

Eso sí, al no traer Android 4.2 la barra de notificaciones sigue estando abajo a la derecha, junto a la hora, y el menú de aplicaciones se lanza arriba a la derecha. Los botones de atrás, home y cambio de aplicaciones, junto con uno de capturar pantalla, se sitúan abajo a la izquierda. Me gustaría ver cuando actualicen a Android 4.2 si mantendrán esta interfaz antigua o si se pasan a la más moderna de los tablets Android.

Versión del Hannspree Hannspad
Versión del Hannspree Hannspad

El interfaz que trae el tablet es estándar. No hay modificaciones de Android sustanciales. Trae algunas aplicaciones pre-instaladas pero no son muchas (básicamente la suite ofimática Planmaker mobile que cuesta 8 euros, y además se puede desinstalar sin problemas). Así que en este aspecto el tablet está muy bien para los que como yo nos gusta un sabor de Android puro.

Nada más encender el tablet llegó una actualización vía OTA. Por lo tanto este tablet cuenta con este tipo de actualizaciones, algo habitual en los móviles pero que no siempre es cierto en tablets de marcas menos conocidas. En este caso la actualización se instaló sin ningún problema.

Conclusiones

Nos encontramos ante un tablet de 10" con unos acabados que apuntan maneras pero que no acaban de convencer, sobre todo por el plástico usado en los laterales. Las conexiones agolpadas en un lateral tampoco ayudan mucho a convencer en el aspecto de acabados. En rendimiento estamos ante un tablet que no destaca, suficiente para un uso ligero pero que no servirá para los más exigentes que quieren exprimir al máximo la inversión. Es decir, nada de juegos modernos. En cambio el software es muy acorde y vamos a tener una experiencia Android bastante agradable.

¿El precio? Los 199 euros de precio recomendado lo hacen atractivo para este tamaño y creo que puede ser una opción interesante para quien esté buscando un tablet para uso ocasional. Pero no esperemos grandes maravillas por ese precio.

El terminal ha sido cedido para las pruebas por Hannspree. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos