Síguenos

cabecera_sincro.jpg

Una de las ventajas fundamentales de Android es precisamente la gestión de la agenda y la sincronización. Cuando decidí pasarme a Android desde luego fue una de las cosas que más me atrajo del sistema, poder cambiar de móvil y tener todos mis contactos en la nube, es decir, en los servidores de Google. Así que en el especial de primeros pasos con Android vamos a tratar este tema.

Cuando activamos nuestro teléfono Android tenemos asociada una cuenta de Google, y a partir de ese momento los contactos que tengamos en Google, es decir, en nuestra cuenta de Gmail, estarán directamente en nuestro teléfono. Cada cambio que hagamos en un contacto ya sea en nuestro teléfono o en un ordenador, será replicado en todos los dispositivos conectados a Google.

¿Qué es la sincronización?

Si nos vamos a Ajustes, Cuentas y sincronización podemos ver si nuestro teléfono está continuamente sincronizando los datos con nuestra cuenta de Google o si por el contrario queremos desactivarlo (con lo que no tendríamos ventajas). Si en algún momento nuestro teléfono se estropeara, bastaría con activar uno nuevo con nuestra cuenta de Google para recuperar todos los contactos.

La aplicación de Contactos, que viene por defecto, permite elegir qué etiquetas de nuestra cuenta de Google se sincronizarán con el teléfono. Esto nos permite tener una única etiqueta de contactos asociados al teléfono, si quisiéramos. Pero en un par de pulsaciones podemos cambiar esto y sincronizar todos los contactos que queramos.

opciones_contactos_xa.jpg

¿Cómo añadimos contactos?

Añadir un contacto se puede hacer desde el teléfono, en la aplicación de Contactos, o directamente desde un ordenador, accediendo a Gmail, contactos y dándole a crear un nuevo contacto. Tan sencillo como eso. Una vez guardados los cambios si nos vamos al teléfono podemos ver que el nuevo contacto está disponible. Nunca fue tan cómodo gestionar nuestra agenda.

anadir_contacto_xa.jpg

¿Qué datos podemos añadir a nuestro contacto? Todos los que se nos ocurra. Desde dirección e infinitos teléfonos (móvil, casa, trabajo y algunos más, pero múltiples instancias de cada uno), hasta notas personales pasando por página web o fecha de cumpleaños. Y por supuesto, una fotografía. En caso de no añadir una fotografía, si el contacto usa Gmail y nos hemos escrito algún correo, aparecerá el avatar que tenga seleccionado por defecto la persona en cuestión. Si no hay ninguna foto nos aparecerá la típica mascota de Android.

eric_s_xa.jpg

contacts_xa.jpg

¿Cuáles son las ventajas de la sincronización?

Como digo la gestión de agenda y sincronización de contactos es una de las mayores ventajas de Android. Incluso podemos tener varias cuentas sincronizadas a la vez, por si usamos varias direcciones de correo (una para trabajo y otra personal, por ejemplo), con lo que es muy flexible. La única pega es si no queremos que Google disponga de todos nuestros datos, en ese caso perdemos las ventajas que ofrece la gestión de cuentas desde cualquier sitio y el backup permantente que ofrece la sincronización.

contacts_telf_xa.jpg

¿Qué le falta a la gestión de agenda y sincronización de Android?

¿Qué le echo en falta a la gestión de contactos de Android? Algún atajo rápido entre etiquetas. Es decir, que si abro la aplicación de Contactos pueda visualizar rápidamente la etiqueta “Contactos personales” o la etiqueta “Contactos profesionales” o ambas de una forma rápida, sin necesidad de entrar en opciones. Y también alguna forma de selección negativa, es decir, me gustaría poder mostrar los contactos habituales excepto los que contengan alguna etiqueta en concreto. Eso daría mayor flexibilidad al multietiquetado de contactos.

En Xataka Android | Primeros pasos con Android: Bienvenidos al nuevo sistema

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

20 comentarios