Publicidad

Qué es el reskin, cuando los desarrolladores clonan aplicaciones para crear apps nuevas
Aplicaciones Android

Qué es el reskin, cuando los desarrolladores clonan aplicaciones para crear apps nuevas

Publicidad

Publicidad

Las aplicaciones móviles se han convertido en uno de los focos de desarrollo más importantes. Y resulta lógico ya que, con el inmenso parque de smartphones que hay en todo el mundo, colarse con éxito en una pequeña fracción suele reportar bastante beneficio. Y en este punto hay dos maneras de actuar: volcar todo el esfuerzo sobre una sola aplicación o diversificar el portafolio con varias apps. Aunque claro, el esfuerzo que supone el desarrollo de varias aplicaciones no tiene por qué ser mucho más amplio.

Si visitas con frecuencias tiendas como Google Play Store te habrás dado cuenta de que hay diversas temáticas con ejemplos que suelen parecerse demasiado. Si buscas por apps relacionadas con batería o antivirus no te resultará extraño toparte con clones que, sin embargo, aparecen con distinto nombre de desarrollador. Incluso los hay que no se esconden y apuntan a alcanzar el máximo de público con diversas apps, todas idénticas (o casi). Es lo que se conoce como reskin o reutilización del código.

Aplicaciones idénticas con variaciones estéticas

Android App Reskin Diferentes versiones de una misma aplicación

El reskin es algo habitual en el desarrollo de aplicaciones y de juegos. Por ejemplo, si una nueva app es la continuación de un desarrollo anterior, no tiene demasiado sentido crear el código de cero cuando la aplicación ejerce las mismas funciones. Por ello, se reutiliza el código para desarrollar software nuevo en apariencia que mantiene la misma base. En juegos es bastante habitual. El problema es cuando vas a buscar una aplicación a la tienda y descubres que apenas hay elección porque todas son la misma. Y no siempre con buenas intenciones.

El reskin puede darse entre las aplicaciones de un mismo desarrollador y también entre las de distintos creadores. A menudo existen apps genéricas con el código disponible para su uso, ya sea Open Source o no; por lo que hay desarrolladores que optan por darle un acabado personal a una aplicación que ya es de sobra conocida. Ocurre con bastante frecuencia en categorías como las relacionadas con la batería, la limpieza del teléfono, las aplicaciones de linterna o los antivirus, por ejemplo.

El reskin en Android es mucho más habitual de lo que parece: basta con bucear un poco en la tienda Google Play para encontrar decenas de apps idénticas

Aparte de en las apps, los juegos también son habituales del reskin. Desarrolladores como Rovio lo han ido haciendo durante la evolución de los Angry Birds, por ejemplo: hay versiones de los pájaros enfadados que sólo se diferencian entre sí por la estética de los escenarios ya que el juego en sí es el mismo. Igual le ocurre a King con una buena parte de sus Saga. Y hay otro ejemplo con el que se entiende el reskin a la perfección: Outfit7 y su Talking Tom.

Android App Reskin Encuentra las sietes diferencias entre todos los juegos de Talking Tom

El reskin no tiene por qué ser algo malo ya que, con frecuencia, lo que más importa de una aplicación es su interfaz, la cara más visible. En una app de sonidos, por ejemplo, no importa que el código fuente sea idéntico al de otra similar ya que lo que se busca es la diferenciación en la capa más superflua, los sonidos que incluye. Igual ocurre en muchos juegos: en lugar de añadir niveles a un título existente, resulta lógico crear una secuela aprovechando gran parte del trabajo ya realizado. Y ahí se encuentra la principal ventaja de la reurilización del código: es mucho más barato hacer un reskin que una app de cero, también se necesita mucho menos tiempo (que redunda en el abaratamiento).

Menor diversidad y más riesgos

Google Play Store

La Google Play Store dispone actualmente de más de 2.875.000 aplicaciones (datos de AppBrain). Si a este ingente número le quitamos el sinfín de apps de baja calidad, y todas esas aplicaciones que son copia unas de otras, el número puede reducirse de manera notable, también la diversidad que debe tener toda tienda de aplicaciones.

Ya hemos visto que el reskin no tiene por qué ser malo, pero tampoco hay que confiarse: a menudo se utiliza para colar aplicaciones idénticas a otras a las que se les ha añadido adware, tampoco resulta extraño el caso de los clones con malware. Por lo que siempre hay que estar al tanto: cuanto más revisemos antes de instalar mucho mejor.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios