Compartir
Publicidad
Publicidad

Análisis a fondo, HTC Desire S (III)

Análisis a fondo, HTC Desire S (III)
Guardar
18 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Concluimos nuestro análisis a fondo del HTC Desire S. En la primera parte estuvimos hablando del hardware y el acabado exterior y en la segunda analizamos el rendimiento del teléfono y vimos las prestaciones que nos ofrecía.

En esta tercera entrega hablaremos del teléfono comparándolo con su antecesor, el HTC Desire, sacaremos unas conclusiones generales y veremos el precio del teléfono libre y a qué precio lo están ofertando las operadoras en España. Comencemos pues con esta última parte del análisis del HTC Desire S.

De Desire a Desire S, una evolución moderada

HTC Desire S

El HTC Desire puso el listón muy alto el año pasado. Un terminal con un hardware que a día de hoy sigue estando en la cresta de ola y un rendimiento excelente que ha hecho que a día de hoy la gente siga eligiendo este terminal, a pesar de no ser una novedad.

Tan alto ha sido el listón que el HTC Desire S no ofrece grandes mejoras, pero no por ello de poco valor. Lo que más destaca a simple vista es el cambio en el acabado del teléfono. Hemos pasado de piezas de plástico a un cuerpo de aluminio más ligero, más cómodo a la hora de cogerlo y, bajo mi punto de vista, más bonito.

Estos cambios han hecho que el HTC Desire S sea un poco más ligero (de 135 gramos a 130) y un poco más pequeño: de 119×60×11,9 mm a 115×59,8×11,6mm. Una diferencia pequeña pero que hace el terminal sea un poco más pequeño y más cómodo de coger y usar.

En el cambio del acabado se ha perdido el trackball óptico que tenía el HTC Desire original. Personalmente me parece un pequeño añadido que hace que la navegación sea un poco más cómoda en algunas aplicaciones pero en los quince días que he estado probando el móvil no lo he echado en falta.

En lo que respecta al hardware las diferencias son pequeñas. El HTC Desire S sigue contando con un procesador de 1Ghz, aunque en esta ocasión se ha pasado de un procesador Qualcomm SnapDragon 8250 a un 8255 y la GPU de un Adreno 200 a un 205.

El cambio más destacable en el hardware lo encontramos en la memoria interna y la RAM. Hemos pasado de 512MB a 1,1 GB, sin duda una cantidad ideal para instalar aplicaciones directamente en el móvil que no podemos mover a una SD. El cambio en la ROM ha sido menor y se ha pasado de 576 a 768 MB de RAM.

El principal añadido del HTC Desire S es la cámara frontal VGA que nos permite hacer videoconferencias y autoretratos. Sin embargo todavía hay aplicaciones que tienen que actualizarse para dar soporte a las cámaras frontales y que nos permitan elegir entre una u otra.

El rendimiento del HTC Desire S es muy bueno pero no supone una mejora notable. Comparado con el Nexus One, no he notado ni que vaya más rápido ni que haya menos ralentizaciones. Al fin y al cabo, como hemos visto, la diferencia del procesador y la GPU es muy pequeña.

Los precios del HTC Desire S

Hablemos ahora de precios. El HTC Desire S está disponible libre a un precio de 500 euros. Si en cambio queremos adquirirlo de forma subvencionada de momento en España sólo podemos adquirirlo con Vodafone o Yoigo. Aquí tenéis los planes de precios de los operadores:

Lista precios HTC Desire S

Lista precios HTC Desire S

Conclusiones del HTC Desire S

HTC Desire S

El HTC Desire S es un digno sucesor del HTC Desire original, pero no ofrece grandes cambios. La combinación de hardware y software hacen de este terminal una opción a tener en cuenta si buscamos un terminal equilibrado sin grandes virtudes pero sin grandes defectos.

Precisamente este equilibrio se puede entender como algo bueno y como algo malo. Si lo vemos como algo negativo el HTC Desire S pierde atractivo frente a otros terminales similares que recurren a una virtud en concreto para llegar al público. El Xperia Arc y su diseño, el LG Optimus Black y su pantalla Nova Display, el mando del Xperia Play…

Pero a veces apostar por una virtud en concreto hace que otros atributos flaqueen un poco y ahí desde luego el HTC Desire S destaca por no tener defectos importantes. Puede haber cosas que nos gusten más o menos pero la experiencia que ofrece al usuario hace que el terminal sea totalmente recomendable para quien busque un teléfono potente y fiable.

En Xataka Android | Análisis a fondo, HTC Desire S (I), Análisis a fondo, HTC Desire S (II).

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos