Compartir
Publicidad

Las 7 imitaciones de dispositivos Android más chuscas que hemos visto

Las 7 imitaciones de dispositivos Android más chuscas que hemos visto
32 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy en día tenemos el poder de acceder a cualquier hora a la tienda más grande del mundo, Internet. Si damos una vuelta por páginas de venta de móviles Android nos encontramos con terminales muy variados tanto en especificaciones como en precio. Si nos detenemos a observar el diseño algunos nos recordarán demasiado a algunos móviles de gama alta e incluso les hacen un guiño añadiendo su nombre o parte de el.

En los tiempos tecnológicos que corren todo lo que tiene un mínimo de éxito es imitado en muy poco tiempo, encontrándonos tanto con buenas copias como con estrepitosos intentos que no tienen nada en común con el dispositivo a copiar. En este artículo vamos a tratar varios casos que con más o menos éxito han intentado copiar un producto o una idea con un factor en común, que no podía ser otro que Android.

Samsung Galaxy S5

Comenzamos con un rey en el mundo de las falsificaciones e imitaciones ya que se puede encontrar en la red sin esforzarnos demasiado. Encontramos réplicas desde los 120 hasta los 220 dólares pero todas tienen en común MediaTek en el apartado de los procesadores. A continuación vamos a observar dos ejemplos en los que no encontramos el famoso lector de huellas dactilares por más que buscamos.

Goophone S5 Plus, Pro y Elite

Goophone S5

Con un aspecto muy similar al original la única diferencia a primera vista es el nombre de la marca grabado en la trasera en lugar de Samsung. Las diferencias entre las tres versiones están en su resolución de pantalla desde 960 × 540 hasta los 1920 x 1080 pixeles, su memoria RAM de 1 GB o 2 GB, las cámaras y por supuesto el procesador. En este último apartado encontramos el MTK6582 de cuatro núcleos a 1,3 GHz en la versión más baja mientras que en las dos superiores tenemos el MTK6592 de ocho núcleos a 1,7 GHz.

Goophone | Goophone S5

Android S5

coolphone s5

Nos encontramos con una copia en la que no vemos en ningún lugar el nombre del fabricante, algo habitual en estos dispositivos. Físicamente intenta imitar con menos éxito que en el anterior caso al terminal original, pero cuenta con el mismo procesador el modelo inferior, el MTK6582. Asombrosamente en las capturas adjuntas podemos leer HealthCare sin aportar más datos.

Coolphone | Android S5

iPhone 5

Si, usted está leyendo Xataka Android no se ha confundido, no se asuste. Las imitaciones en cuanto al diseño del telefóno de Apple con corazón Android existen e incluso tenemos para elegir. La pregunta que me viene a la cabeza es, ¿qué tipo de consumidor comprará estos dispositivos? ¿serán conscientes al cien por cien de los que están adquiriendo? De todos modos vamos a ver dos opciones diferentes.

ioPhone 5

Con vídeo promocional incluido nos presentan este terminal Android con un diseño similar al "económico" iPhone 5C. Por unos 110 euros podemos adquirir este dispositivo con procesador MTK6572 de dos núcleos y 512 MB de RAM. Estamos sin duda ante uno de los móviles estrella del artículo ya que además no tendremos que decantarnos por un solo color, sino que se tratan de fundas intercambiables y vienen todas incluidas.

Más información | ioPhone 5

Goophone i5S

Goophone vuelve a aparecer y en este caso llega a conseguir hasta una interfaz similar visualmente a iOS. El procesador como viene siendo costumbre y para ahorrar costes es un MediaTek MTK6572W de dos núcleos a 1,2 GHz, 512 MB de RAM y sorprendentemente la pantalla no posee la tecnología Retina Display. Todo no iban a ser inconvenientes por lo que su precio es de unos 140 dólares.

Goophone | i5S

Samsung Galaxy Gear

El mundo de las imitaciones no se ha conformado con los móviles y va apareciendo tímidamente algún dispositivo con el afán de habitar nuestras muñecas. La principal diferencia se encuentra en que la mayoría estas replicas están diseñadas para funcionar de una manera totalmente independiente, ya que nos ofrecen la posibilidad de introducir tanto una tarjeta SIM como una tarjeta de memoria. Después de mucho buscar hemos encontrado algo parecido a los smartwarches actuales, el Podoor PW305.

Podoor PW305

Podoor

Este dispositivo basado en Linux presenta un aspecto exterior muy parecido a la gama Gear de Samsung. Puede funcionar con cualquier terminal Android y cuenta con funciones como escuchar música, controlar la cámara del dispositivo, hacerle sonar cuando no lo encuentres e incluso llamar gracias a su altavoz y su micrófono incorporado. Su batería permite llegar a los tres días de uso. Tiene un precio de 112 dólares.

w2comp | Poodor PW305

Google Glass

Si no podemos esperar a comprar las Google Glass o a que alguna compañía presente algunas gafas similares, en la red podemos encontrar alternativas con más y menos utilidad. A continuación veremos dos opciones que no tienen nada que ver la una con la otra ni en funciones ni en precio.

M100

M100

Vuzix nos presentó a principios de 2013 estas gafas inteligentes simulan un dispositivo manos libres que se alarga hasta nuestro ojo para darnos la sensación de una pantalla de cuatro pulgadas. Con corazón Android, se trata de un buen dispositivo con procesador Texas Instruments OMAP4430 y 1 GB de RAM que podemos adquirir por 999 dólares. Quizá su único inconveniente sea la autonomía ya que sus 550 mAh nos proporcionan unas dos horas de pantalla activa.

Vuzix | M100

Google Glass Replica Fake MK3

FakeGlass

¿Quieres unas Google Glass por 47 euros? Sí, es posible, aunque si buscas funciones útiles no es la mejor opción. Esta página dedicada a vender objetos impresos en 3D nos permite comprar una reproducción de las Google Glass en el material que más nos guste, con las que podremos presumir delante de nuestros amigos siempre y cuando no nos pidan probarlas.

Shapeways | Google Glass Replica Fake MK3

Conclusión

Si nos gusta el diseño de algún terminal concreto y optamos por una falsificación, la experiencia de usuario no va a tener nada que ver con lo que nos puede aportar el dispositivo original. Si a esto sumamos que el precio en la mayoría de los casos suele situarse entre los 100 y los 200 euros, podemos adquirir un terminal original que nos aporte una mejor experiencia por este desembolso económico. Eso sí, si buscamos un iPhone con Android la única solución que nos queda es optar por el extenso mundo de las imitaciones.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio