El Samsung Galaxy Z Flip 5 apunta a satisfacer uno de los deseos más demandados: una pantalla exterior casi el doble de grande

El Samsung Galaxy Z Flip 5 apunta a satisfacer uno de los deseos más demandados: una pantalla exterior casi el doble de grande
2 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail

Una de las marcas de referencia del sector en plegables es Samsung, que sigue depurando sus modelos hasta dar con la tecla de la máxima funcionalidad del formato. Teniendo en cuenta que el Samsung Galaxy Z Flip 5 está previsto para agosto de 2023, lo normal es que no sepamos nada con certeza pero sí que los rumores comiencen a sucederse.

Así, se espera que el Samsung Galaxy Z Flip 5 experimente algunos cambios en diseño y uno de ellos tiene que ver con su pantalla exterior, que en la próxima generación crecería hasta casi duplicar a la actual para una mejor experiencia de uso.

Si echamos un vistazo al análisis del Samsung Galaxy Z Flip4, tenemos muy claro qué podemos esperar su actual pantalla externa, de tecnología Super AMOLED con resolución de 260 x 512 puntos y 1,9 pulgadas de diagonal: principalmente notificaciones, pero también funciones extra como hacer fotos con la cámara, controlar la reproducción multimedia, usarla como espejo y gestionar widgets como el calendario. Pero aunque ofrece una buena experiencia de uso y está bien integrada, la sensación es de que esta pantalla secundaria es más pequeña de lo que nos gustaría.

Más grande, más útil

Samsung Galaxy Z Flip4

Pero esto podría cambiar en la próxima generación. Como apunta el analista Ross Young de TomsGuide, la pantalla externa del Samsung Galaxy Z Flip 5 subirá hasta las 3 pulgadas, parece que el gigante asiático ha escuchado las demandas de buena parte de los usuarios de los Flip.

De confirmarse este cambio, la pantalla exterior seguiría la tendencia creciente que ha ido experimentando con su evolución. Y es que tanto la tercera como la cuarta generación integraban un panel de 1,9 pulgadas, pero si nos vamos al Flip original, este panel era todavía más pequeño, de 1,1 pulgadas.

Esta mejora en diseño del próximo Galaxy Z Flip lo convertiría en un terminal más atractivo para potenciales usuarios, ya que integrando una pantalla más grande sería posible visualizar más contenido y leerlo de forma más cómoda. Eso sí, seguiría siendo demasiado pequeño para tareas como ejecutar aplicaciones y tendríamos que seguir recurriendo a la pantalla interna.

Pero no es el único cambio que esperamos ver en el Samsung Galaxy Z Flip 5. Además de las consabidas, lógicas y esperables actualizaciones en hardware, se espera que la firma coreana siga depurando el mecanismo de bisagra para que sea menos notoria, precisamente otra de las quejas de nuestro análisis, ya que en la práctica se aprecia al roce del dedo cuando hacemos scroll.

Otros rumores que se escuchan sobre el Galaxy Z Fold 5 tienen que ver con el empleo de unos materiales de construcción más ligeros para posibilitar un pliegue más ancho y robusto pero no tan profundo como el actual. Pero todavía es demasiado pronto como para darles demasiada importancia.

Inicio