Samsung Galaxy Tab A7 Lite, análisis: sin pulgadas de más, con precio de menos
Análisis

Samsung Galaxy Tab A7 Lite, análisis: sin pulgadas de más, con precio de menos

La Samsung Galaxy Tab A7 Lite es de las pocas tablets Android que ofrece un tamaño compacto con pantalla de 8,7 pulgadas. Reducida en dimensiones, y contenida en hardware, el dispositivo aspira a convertirse en el centro multimedia y de entretenimiento de toda la familia.

No es habitual que los fabricantes comercializan una tablet de tamaño 'compacto', por eso la Samsung Galaxy A7 Tab Lite despertó sensaciones de curiosidad cuando procedimos a enseñarla. Dimensiones contenidas, pantalla más que suficiente para degustar contenido multimedia y materiales de calidad, todo esto se aprecia a simple vista. Pero ¿cómo se comporta la tablet en el día a día? Toca analizarla.

Ficha técnica de la Samsung Galaxy Tab A7 Lite

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

PANTALLA

TFT 8,7 pulgadas
Resolución WXGA+ (1.340 × 800)

PROCESADOR

MediaTek Helio P22T

GPU

PowerVR GE8320

RAM

3 GB

ALMACENAMIENTO

32 GB + microSD hasta 1 TB

CÁMARAS TRASERAS

8 megapíxeles AF

CÁMARA DELANTERA

2 megapíxeles

BATERÍA

5.100 mAh
Cargador de 7,8 W

SISTEMA OPERATIVO

Android 11
One UI 3.1

CONECTIVIDAD

WiFi de doble banda
Bluetooth 5.0
Jack 3,5 mm
USB tipo C

OTROS

Altavoces estéreo duales, Dolby Atmos

DIMENSIONES Y PESO

212,5 x 124,7 x 8 mm
366 g

PRECIO

149 euros

Samsung - Tablet Galaxy Tab A7 Lite de 8,7 Pulgadas con Wi-Fi y Sistema Operativo Android I Color Gris (Versión Es)

Samsung - Tablet Galaxy Tab A7 Lite de 8,7 Pulgadas con Wi-Fi y Sistema Operativo Android I Color Gris (Versión Es)

Atractiva y de tamaño reducido, aunque con una pantalla de calidad baja

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

El apellido 'Lite' está ahí por algo, y no sólo por las dimensiones reducidas de la tablet. Antes de profundizar en el rendimiento, diremos que la Samsung Galaxy Tab A7 Lite es muy manejable, no pesa, es muy agradecida en el uso y los materiales arrojan sensación de calidad. Su cara trasera es metálica; reservando el plástico para los bordes superior e inferior.

La Samsung Galaxy Tab A7 Lite es agradecida en términos de diseño: pensada para no ofrecer inconvenientes en el manejo, sus bordes suaves, y su ligereza, logran que jugar o ver largas sesiones de Netflix no agote en exceso. Siempre con multitud de pegas, como iremos viendo; empezando por el diseño del canto inferior, donde se ancla el USB C: ese puerto, y el de auriculares, no quedan centrados en el grueso de la Samsung Galaxy Tab A7 Lite; y los botones, situados en el costado derecho, quedan demasiado arriba para una pulsación cómoda.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite
El USB C y el conector de auriculares no quedan centrados en el grueso de la tablet

Lite implica reducción de dimensiones, especialmente en pantalla: nuestra protagonista ofrece un panel TFT de 8,7 pulgadas con notables pegas: la resolución es demasiado baja (WXGA+), la nitidez queda por debajo de lo esperado, falta contraste, la temperatura de color es fría (no se puede regular) y el brillo es algo bajo. Las sensaciones con la pantalla aguan la experiencia multimedia, que es justo lo que potencia el dispositivo. Y hay otro gran inconveniente: la respuesta táctil es muy lenta, sobre todo por el lastre que implica el procesador.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite
Las dimensiones de la tablet favorecen notablemente el uso

Samsung ofrece mejor cara en el apartado de sonido: la tablet dispone de doble altavoz exterior (bordes inferior y superior) con un volumen alto y distorsión por encima del 70 %; la Samsung Galaxy Tab A7 Lite dispone de conector de auriculares con una calidad alta, mejoras de Dolby Atmos y buena presencia de graves; la calidad del audio mediante Bluetooth también se encuentra a un excelente nivel. No es la experiencia sonora de las tablet S, pero se agradece que Samsung no deje de lado el audio.

En rendimiento es donde más se nota su alma de 'tablet barata'

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

La Samsung Galaxy Tab A7 Lite es una tablet de rango económico, el apellido no sólo condiciona las dimensiones y parte del rendimiento. Es aquí donde más se notan las tijeras: el procesador, un MediaTek Helio P22 T, se queda muy corto en el día a día. Y no digamos cuando toca arrancar tareas que requieren potencia, como juegos con cierta carga gráfica: la Samsung Galaxy Tab A7 Lite sufre. Y con ella quien la maneja.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

El SoC incluido ralentiza tanto la experiencia con la tablet que a menudo tocamos una segunda vez en los iconos porque pensábamos que la pantalla no había detectado la pulsación. Este 'lag' constante se incrementa cuando el dispositivo se encuentra realizando tareas en segundo plano, como descargar aplicaciones: el retraso entre el toque y el arranque puede desesperar. Eso sí, no acostumbra a calentarse; al menos mientras no se esté ejecutando una app durante mucho tiempo.

El retraso entre pulsar y que se ejecute la aplicación es tan notorio que a menudo saltan las dudas de si habrá reconocido el toque

La tablet arranca títulos como PUBG o Genshin Impact a una calidad baja. Cuesta que los mueva, aunque se pueden utilizar sin demasiados problemas una vez arrancan. A continuación puedes ver cómo los benchmarks plasman ese rendimiento ajustado.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite 11
De izquierda a derecha, Geekbench 5, 3D Mark Slingshot y PC Mark Work 3.0

A la excesiva contención del chip incluido se une lo mucho que pesa el software de Samsung. Si One UI (en su última versión, la 3.1) no hace demasiado favor a dispositivos potentes, en una tablet como la Samsung Galaxy Tab A7 Lite supone un verdadero lastre. La capa no viene completa (faltan elementos como Bixby, por ejemplo), pero sí que posee una buena cantidad de apps añadidas (Microsoft y Facebook), dispone de grandes capacidades de personalización, incluye el modo niños de Samsung Kids (muy útil en esta tablet) y ofrece una experiencia bien adaptada a tablets. Reduciendo la carga de apps y servicios en segundo plano (a fuerza de desinstalar) la experiencia se hace algo más fluida.

Dado lo ajustado del hardware, no puede decirse que la tablet consuma en exceso. De hecho, la autonomía es uno de sus fuertes: con un uso habitual puede aguantar varios días sin una sola recarga. Jugando el consumo es algo alto, igual que con streaming (sobre todo si se eleva el brillo de la pantalla). Por lo general, las diez horas de pantalla acostumbra a darlas (cuando One UI ya ha calibrado los consumos habituales).

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

La carga no es precisamente rápida. Según nuestras pruebas, realizadas con el cargador de 7,8 W incluido, revivir el tablet por completo es una tarea que se va casi a las cuatro horas de duración. A continuación tienes los tiempos de recarga:

  • 5 minutos de carga: 2 % de batería.
  • 10 minutos de carga: 5 % de batería.
  • 20 minutos de carga: 11 % de batería.
  • 30 minutos de carga: 17 % de batería.
  • 50 minutos de carga: 29 % de batería.
  • Total: 3 horas y 55 minutos.

Experiencia fotográfica testimonial

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

Una tablet no es el dispositivo más cómodo para hacer fotos por más que haya quien salga de excursión iPad en mano. Con las ocho pulgadas de pantalla de nuestra protagonista no puede decirse que salga mal parada en términos de comodidad, pero sí que lo hace en cuestión de resultados: la Samsung Galaxy Tab A7 Lite no tiene buenas cámaras. Se nota con la primera foto.

Cámara trasera de 8 megapíxeles con apertura f/2.6, autoenfoque y distancia focal de 2,42 mm; con una cámara delantera de 2 megapíxeles con apertura f/2.6, enfoque fijo y distancia focal de 2,21 mm. La tablet carece de flash LED.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

La aplicación de cámara está muy recortada ya que carece de opciones tan clave como el modo noche. Sí ofrece modo retrato, con ciertas dificultades: buen recorte por software y mejores resultados en términos de nitidez y naturalidad para la cámara trasera. Con la delantera hay que tener mucha luz para hacer una toma decente.

La calidad de las fotos no es mala si las condiciones lumínicas son aceptables, pero naufraga completamente en cuanto falta algo de iluminación. El software tiende a subir la ISO para compensar, una acción que crea más ruido que una bola de demolición en plena faena. Incluso aunque no sea de noche.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

Con buena iluminación no salen malas fotos (al menos sirven para guardar). Las tonalidades son apagadas y se aprecia falta de detalle, incluso a simple vista.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

Parece que la imagen se hubiera tomado en plena penumbra, pero no: había suficiente luz. Aun así, la cámara trasera tuvo que elevar la ISO casi a 8.000, con todo el ruido que eso supuso.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

La cámara delantera acusa el escaso tamaño para las dimensiones de la foto: resolución baja, pérdida de nitidez y escasa viveza en los colores. Aun así, no hace malas fotos si la iluminación es buena, incluso con modo retrato (y HDR automático).

A continuación tienes unas muestras con fotos tomadas por la tablet Samsung Galaxy Tab A7 Lite.

Samsung Galaxy A7 Lite, la opinión de Xataka Android

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

Las tablets de reducidas dimensiones no son muy comunes, esto proporciona un punto positivo a nuestra protagonista. La Samsung Galaxy Tab A7 Lite es muy manejable, llama la atención por lo compacta que resulta y no ofrece mala calidad en acabados, tampoco en diseño. Vaya, que por fuera aparenta mejor que por dentro.

Es una lástima que Samsung no haya incluido un procesador más capaz, la sensación que impera constantemente es la del 'lag'. Para todo. Cuesta que la tablet responda a la pulsación, la Samsung Galaxy Tab A7 Lite tarda en abrir las aplicaciones y hasta ve lastrado el funcionamiento una vez arrancan. Se puede jugar y ver contenido sin demasiado problema, pero la sensación de hardware limitado es permanente.

Samsung Galaxy Tab A7 Lite

Buena batería, el sonido está a muy buen nivel, no es mal soporte multimedia y puede servir como tablet para niños. Además, el precio juega a su favor: los 169 euros que vale no son exagerados. Y parte actualizada a Android 11 y One UI 3.1, otro detalle a tener en cuenta. Para presupuestos limitados, y siempre que se busque un dispositivo con garantías, la Samsung Galaxy Tab A7 Lite no es mala opción. Pese a sus claras limitaciones.

7

Diseño8
Pantalla6.5
Rendimiento5.5
Software7
Autonomía8.25

A favor

  • Se agradece el formato compacto para una tablet.
  • Sonido de gran calidad.
  • Buena autonomía para las dimensiones de la tablet.

En contra

  • El rendimiento es muy pobre.
  • La pantalla peca de nitidez y se ve demasiado fría.
  • La fotografía es casi testimonial.

Samsung - Tablet Galaxy Tab A7 Lite de 8,7 Pulgadas con Wi-Fi y Sistema Operativo Android I Color Gris (Versión Es)

Samsung - Tablet Galaxy Tab A7 Lite de 8,7 Pulgadas con Wi-Fi y Sistema Operativo Android I Color Gris (Versión Es)

El teléfono ha sido cedido para las pruebas por Xiaomi. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Temas
Inicio