Compartir
Publicidad
Publicidad
Actualizar aplicaciones a ciegas: el problema de 'cambios y correcciones menores'
Aplicaciones Android

Actualizar aplicaciones a ciegas: el problema de 'cambios y correcciones menores'

Publicidad
Publicidad

El changelog o la lista de cambios es un pequeño texto explicativo donde se detalla qué ha cambiado en una aplicación o cualquier otro proyecto. Puede ser intensivo, detallando todos los cambios (generalmente más para registro del propio desarrollador) o solo con lo más importante, para el usuario de a pie.

En Google Play el registro de cambios, aquí llamado Novedades, ha logrado sobrevivir todos estos años con una visibilidad mayor que la de la descripción, oculta de forma predeterminada, pero el poco entusiasmo e interés de los desarrolladores por explicar en qué cambian sus aplicaciones podrían acarrear su desaparición en el futuro.

¿Dónde se muestra la lista de cambios?

Teniendo en cuenta que Google Play hace tiempo que decidió centrar la información de las aplicaciones en torno a imágenes, vídeos y análisis, el registro de cambios no ha salido demasiado mal parado. Al menos no está virtualmente oculto como la descripción oficial, por lo menos a la hora de actualizar aplicaciones.

En la versión web de Google Play, las novedades de una aplicación se encuentran entre el extracto de análisis de usuarios y la información adicional. Más o menos visible, con un poco de desplazamiento con el ratón.

Novedadesenweb

En la Google Play para Android la ubicación cambia según si es una aplicación que ya tienes instalada o no. Si no la tienes instalada te costará bastante encontrar la información, pues primero necesitas desplegar la descripción completa, tocando en Más información. Ahí encontrarás las novedades, debajo de la descripción oficial del desarrollador.

Novedadesenweb

En las aplicaciones que ya tienes instaladas el registro de cambios aparece en la primera pantalla, sin necesidad de tocar en más información. Aparece, de hecho, justo encima del botón Más información, que en este caso muestra la descripción del desarrollador.

¿Para qué sirve el registro de cambios?

El registro de cambios en una aplicación es meramente una cortesía del desarrollador para explicar a los usuarios por qué deben usar sus recursos de tiempo, batería y uso de datos en actualizar su aplicación.

Aunque hoy en día se lleve más pulsar el botón Actualizar todas y que sea lo que Dios quiera o esperar a que el móvil actualice todo por sí solo, es una herencia de tiempos pasados, cuando se era más selectivo sobre si se actualizaba una aplicación o no, al ser Internet más lento. Si no interesaban los cambios, nos quedabamos como estábamos, y tan contentos.

Actualizar Todo Actualizar todas y ya está, lo que cambien es indiferente...

Estoy seguro de que hoy en día sigue habiendo quien actualiza sus aplicaciones en Android con la misma selectividad manual que en antaño, pero sin duda que se trata de una minoría. Android está diseñado para forzarte a que mantengas tus aplicaciones siempre actualizadas, aunque no sepas muy bien por qué. Y, con el poco esfuerzo que ponen los desarrolladores en explicar los cambios, lo raro es que supieras por qué.

El registro de cambios es también útil a la hora de decidir si quieres instalar y usar una aplicación, pues te puede dar una pista sobre cómo de serio es el desarrollador. Por ejemplo, revisando con qué frecuencia se corrigen errores y añaden nuevas funciones, aunque Google Play carece de histórico, de modo que solo puedes ver la última entrada.

¿Quién rellena esto?

Es responsabilidad del desarrollador o la persona encargada de colgar la actualización en Google Play el redactar un texto sobre qué ha cambiado en cada nueva versión. Cuenta para ello con 500 caracteres, que pueden traducirse a tantos idiomas como sean necesarios.

Muchas Cosas Campo para escribir los cambios en Google Play Developer Console

No se trata de un campo obligatorio, pero la Consola para Desarrolladores de Google Play te avisa si no lo has rellenado, diciéndote que "deberías escribir las notas de versión por cada actualización. Esto ayuda a los usuarios a entender los beneficios de actualizar a la última versión de la aplicación."

¿Pero realmente se molesta alguien en rellenar esto? Pues sí, más o menos, aunque con distinto nivel de esfuerzo. Aprovechando que tenía un montón de actualizaciones pendientes en mi móvil, he hecho un repaso de qué tipo de registro de cambios tenían las 20 aplicaciones que tenía pendientes de actualizar.

Registro De Cambios

Solo uno de cada tres registro de cambios era bueno y detallado. El resto, incluyendo las aplicaciones de pesos pesados como Facebook o Google, eran o bien textos genéricos que podrían aplicarse a cualquier versión y aplicación o simplemente un copia-y-pega desde una versión anterior, repetido versión tras versión.

Por supuesto, esto se trata solo de una prueba práctica mía que no es científicamente válida, pero parece estar alíneada con lo que llevamos tiempo viendo. Te invito a que hagas un experimento similar y examines las actualizaciones que tienes en tu móvil y compartas el resultado en los comentarios.

Un buen registro de novedades

Es cada vez más difícil encontrar desarrolladores que se tomen el registro de novedades en serio, aunque por suerte todavía existen. Los reconocerás fácilmente pues, tras leer las novedades, se menciona un número de versión concreta y detalles específicos.

Wordpress

La captura de pantalla anterior es de Wordpress, explicando qué ha cambiado exactamente. Si te interesan los cambios, querrás actualizar cuanto antes. Si no, ya lo harás más adelante si eso... o no. Así es como debería funcionar la mayoría de las veces.

Un registro de novedades que no dice nada

Algunos desarrolladores directamente pasan de explicar nada y rellenan el texto solo por poner algo. Es el caso de los mensajes estándar diciendo que "la aplicación se actualiza de vez en cuando para mejorar" y que lo mejor es que la mantengas siempre actualizada.

Spotify Novedades de Spotify: para decir eso, bien podría no decir nada

La captura anterior es de Spotify, aunque bien podría reutilizarse para literalmente cualquier aplicación disponible en Google Play. Se actualizó hace dos días, y se actualiza aproximadamente cada semana, pero nunca sabrás que cambia o si merece la pena.

El mismo, una y otra vez

Los que más actualizan sus aplicaciones optan casi siempre por repetir el texto, una y otra vez, destacando novedades que llevan ya meses en la aplicación. Está bien que se repita lo más importante, pero ¿y todo lo que ha cambiado desde entonces?

Facebook

La captura anterior es de Facebook. ¿La reconoces? No me extrañaría, y es que se lleva usando desde por lo menos 2015 en la web, versión tras versión, y se ha repetido en al menos 900 actualizaciones. En Google Play muestra otro registro de cambios ("Indica que te gustan las publicaciones, las fotos y las páginas cuando estés sin conexión") pero en cualquier caso también se está repitiendo desde hace meses.

Por qué cada vez se usa menos

¿Por qué los desarrolladores no se molestan en explicarnos en qué cambian las aplicaciones? Al fin y al cabo, crear, modificar y actualizar una aplicación es un proceso complicado que requiere de tiempo, y escribir un pequeño textito de una o dos líneas no debería ser un gran trabajo en comparación.

Es, al fin y al cabo, lo menos que puedes hacer cuando no paras de enviar actualizaciones al sistema, haciendo trabajar a los teléfonos de miles de personas para mantener tu aplicación actualizada. Siguiendo con el ejemplo de Facebook que hablábamos hace unos párrafos: durante un mes se puede actualizar más de quince veces: una vez cada dos dos días. A veces incluso se actualiza varias veces en un mismo día. El texto, el mismo. Los cambios, desconocidos.

Los motivos son varios, aunque uno de los más relevantes son los cambios desde el lado del servidor y las continuas pruebas. El hecho de que Facebook no pueda decir qué ha cambiado es porque Facebook no para de cambiar cosas, y la misma aplicación puede ser totalmente distinta en un móvil que en otro.

Cohete El icono del cohete: una de tantas pruebas que solo unos pocos reciben

Las novedades no se introducen ya para todos en una versión sino, cada vez más, escalonadas. Si algo va mal durante el despliegue, siempre se puede parar antes de que afecte a un gran número de usuarios y, si una novedad es un fiasco, siempre se puede desechar antes de que llegue a todos y aquí no ha pasado nada.

El paradigma ha cambiado por completo, y es que los usuarios hemos pasado de ser quienes decidimos si una actualización merece la pena descargar o no a ser pasivos conejillos de indias en los que probar de entrada, queramos o no, los cambios. Primero lo pruebas, y si va mal quizá se pare la cosa para que no llegue a más.

A no ser que cambie este panorama, parece que las listas de cambios seguirán siendo cada vez más inútiles hasta que cierto día los números que baraja Google les convenza de que no merece tener ese cuadro ahí más y se elimine por completo. Se acabará entonces con uno de los pocos puntos de control que tenemos los usuarios frente a aplicaciones que cada vez usan más recursos, se actualizan más frecuentemente y toman inadvertidamente nuestras acciones e inacciones como voto mudo e inconsciente de lo que nos gusta y lo que no.

En Xataka Android | Material Design se ha complicado tanto que ni Google sabe aplicarlo: estas apps se saltan las reglas

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos