Compartir
Publicidad
OnePlus y Meizu optimizan sus terminales para destacar en pruebas benchmark, según XDA ¿Son los únicos?
Móviles Android

OnePlus y Meizu optimizan sus terminales para destacar en pruebas benchmark, según XDA ¿Son los únicos?

Publicidad
Publicidad
Actualización 21/06/17: tras el lanzamiento del OnePlus 5, la polémica acerca de la optimización en benchmarks ha vuelto a azotar a la firma china. XDA ha publicado un artículo sobre las supuestas técnicas que usa el OnePlus 5 para quedar mejor en pruebas de rendimiento. Puedes leer la versión de Carl Pei, fundador de OnePlus, en este hilo de Reddit.

Las pruebas benchmark son uno de los métodos más usados para medir el rendimiento de nuestros móviles y, aunque hemos visto en infinidad de ocasiones que los números son sólo eso, aparecer en los primeros puestos del ranking es una posición muy codiciada por los fabricantes.

La última prueba llega de la mano de XDA-Developers donde, tras una exhaustiva investigación, aseguran que OnePlus y Meizu han usado optimizaciones especiales para que sus móviles estrella consigan puntuaciones más altas en distintas pruebas benchmark. Sin embargo, no es un hecho aislado, en el pasado muchas otras marcas también han sido acusadas de 'maquillar' los benchmarks.

Los sospechosos: OnePlus 3T y Meizu Pro 6 Plus

Meizu Pro 6 Plus

Aunque tienen distintos procesadores (el OnePlus 3T lleva el Snapdragon 821 y el Meizu Pro 6 Plus el Exynos 8890) estamos ante dos modelos que juegan en la misma liga de 'flagship killers' que llegan desde China.

Sin embargo, este estatus no es lo único que comparten. Según la investigación de XDA, ambos modelos están usando sistemas de optimización en pruebas benchmark para conseguir puntuaciones más altas. Lo que hacen es detectar cuando se activa una app de benchmarks para modificar su funcionamiento y pasar a un modo que potencia el rendimiento que no es habitual en escenarios normales.

Lo que hacen es detectar cuando se activa una app de pruebas benchmarks para modificar su funcionamiento y pasar a un modo que potencia el rendimiento que no es habitual en escenarios normales.

Aunque no hemos podido obtener una respuesta oficial de OnePlus, sí habrían ofrecido una explicación a XDA. OnePlus asegura que añadieron un mecanismo para exprimir un poco más las posibilidades del procesador en ciertas aplicaciones que requieren más recursos del sistema, entre las que se encuentran títulos como AnTuTu o GeekBench 4.

Como consecuencia, OnePlus ha prometido eliminar el sistema que eleva el rendimiento de la CPU en estas apps benchmark en la próxima actualización de OxygenOS.

El viejo arte de trucar benchmarks

Como decíamos al principio, aunque esto de potenciar los resultados de pruebas benchmark sea nuevo para estas dos marcas, no es una novedad en el panorama móvil. De hecho, casi todas las grandes marcas del sector han sido cazadas con estrategias similares.

En verano de 2013, AnandTech descubrió que Samsung optimizaba su por entonces buque insignia, el Galaxy S4. Concretamente, el procesador Exynos 5420 detectaba cuando se activaba una app benchmark y subía el límite de temperatura habitual para conseguir un extra durante la prueba.

Este comportamiento era exclusivo del chip Exynos, pero no era el único. Este chip, junto con el Snapdragon 600, también fueron pillados subiendo la frecuencia de la CPU al máximo y accionando todos sus núcleos durante pruebas de rendimiento, pero tampoco eran los únicos.

Smartphones pillados haciendo trampas. Fuente: AnandTech, 2013

Tras investigar más al respecto, concluyeron que Samsung no era la única empresa usando este truco y, en octubre del mismo año, elaboraron una completa tabla con los terminales que habían potenciado sus números en distintas apps benchmark.

Entre los dispositivos afectados estaban el HTC One, el LG G2 o el Samsung Galaxy Note 3, el cual por cierto llegaba a dar un resultado un 20% más elevado en Geekbench 3.

Hablando de Geekbench, en 2014 Primate Labs colocó una función que detectaba si los dispositivos analizados con su herramienta elevaban la potencia durante las pruebas. Fruto de esta novedad descubrieron que eran varios los terminales que usaban esta estrategia, incluyendo también varios equipos de Sony como el Xperia Z o el Xperia Z1.

benchmarks trampas

Pero los fabricantes de dispositivos no son los únicos que quieren quedar bien en los benchmarks, también en 2014 Cyanogen incluyó un sistema específico que elevaba el rendimiento al usar apps como AnTuTu o Quadrant. Aunque el hardware operaba dentro de sus límites, la jugada hizo pensar que la intención era hacer parecer que su software funcionaba mejor que el de sus competidores.

Queda claro que el arte de trucar benchmarks no es nada nuevo y, aunque la mayoría de marcas han apostado por ser más transparentes (tras ser pilladas, todo sea dicho), todavía hay quienes intentar salir mejor en la foto. Sin embargo, como decíamos, los benchmarks no dejan de ser un número sobre el papel, al final lo que cuenta es la experiencia de uso real.

En Xataka Android | ¿Por qué los benchmarks Android que se filtran no son tan importantes como parece inicialmente?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio