¿Se puede limpiar una funda de móvil que se volvió amarilla? Ponemos a prueba varios métodos

¿Se puede limpiar una funda de móvil que se volvió amarilla? Ponemos a prueba varios métodos
5 Comentarios

Si no quieres que tu móvil acabe con arañazos o algo peor, ponerle una funda es la solución más eficaz. Hay de muchos tipos, pero las de silicona transparente son las más populares (hasta algunos fabricantes incluyen una en la caja). Además de ser baratas, dejan ver el diseño del móvil. Todo ventajas... al menos hasta que la funda acaba amarilla con el paso del tiempo.

Si has tenido una funda de este tipo habrás sufrido el paso de ese material limpio y transparente a un ligero tinte amarillento que, si se deja pasar mucho tiempo, acaba casi marrón. Un asco. Una búsqueda en Google nos devuelve infinidad de resultados con decenas de recetas que prometen dejar nuestra funda de silicona como nueva. Hemos puesto a prueba algunos de los métodos que, a nuestro parecer, podían resultar más efectivos. ¿Habremos conseguido quitar el horrible tono amarillo de nuestra funda?

Tres fundas, seis métodos de limpieza

Funda Movil Amarilla

Para prepararnos para este experimento primero hicimos una búsqueda para ver cuales eran los métodos más populares en nuestra querida Internet. Hay decenas, me atrevería a decir que cientos, de artículos y vídeos donde se describen distintas formas de llevar a cabo la misma tarea, la mayoría de dudosa efectividad.

Tras investigar los más repetidos, decidimos emplear un total de seis métodos diferentes para ver si alguno de ellos conseguía sorprendernos. Algunos los hemos copiado directamente, pero otros son de nuestra cosecha. Para la prueba usamos tres fundas de silicona transparente con distintos grados de amarillo. Primero veremos cual fue el proceso en cada método y finalmente los resultados.

Método 1: la receta de la abuela

Funda Movil Amarilla

No, mi abuela no limpiaba fundas de móviles, pero para la primera receta seleccioné una mezcla de ingredientes que le vi usar para limpiar manchas que parecían imposibles. Estos son los pasos que seguí:

Ingredientes: bicarbonato sódico, zumo de limón, vinagre y un cepillo de dientes viejo.

  1. Mezclar los ingredientes hasta formar una pasta.
  2. Frotar con un cepillo de dientes viejo en todos los recovecos de la funda.
  3. Colocar la funda con la pasta limpiadora en un recipiente y añadir más vinagre.
  4. Dejar reposar durante 1 hora y aclarar.

Método 2: el viral de TikTok

Funda Movil Amarilla

Si buscas cómo limpiar una funda amarillenta en TikTok, hay infinidad de vídeos con métodos tan locos como congelarla (en serio), pero nosotros nos quedamos con el método de este vídeo que parece casi mágico.

Ingredientes: pasta de dientes, sal, jabón de fregar los platos y vinagre.

  1. Colocar la funda en un recipiente o en el lavabo.
  2. Añadir los ingredientes sobre la funda (un chorrito de cada y un buen pellizco de sal).
  3. Cubrir con agua y dejar reposar 15 minutos.
  4. Aclarar bien.

Métodos 3 y 4: la lejía no nos puede fallar, ¿y el desengrasante?

Funda Movil Amarilla

En este apartado uno dos métodos porque uno de ellos se me ocurrió cuando fui a por la lejía. Junto a ella se encontraba una garrafa de desengrasante industrial que mi madre jura que acaba con cualquier mancha de grasa. Ya, lo del móvil no es grasa, pero no perdía nada por probarlo y, como tenía varias fundas, podía probarlo sin problema.

Funda Movil Amarilla
El desengrasante a la izquierda, la lejía a la derecha, tras una hora sumergidos.

Ingredientes: lejía odesengrasante y agua.

  1. Colocar cada funda en un recipiente y cubrir con una mezcla al 50% de agua y 50% del ingrediente limpiador.
  2. Dejar reposar durante 2 horas y aclarar.

Método 5: el estropajo mágico de Mercadona

Funda Movil Amarilla

Por lo que he probado hasta ahora, puedo decir que el estropajo mágico del Mercadona hace honor a su nombre. Pocas manchas se le resisten, así que decidí ponerlo a prueba con el feo color amarillo de las fundas del móvil. El proceso es muy sencillo:

  1. Cortar un trocito del estropajo mágico con tijeras.
  2. Humedecerlo y escurrirlo hasta que no gotee
  3. Frotar enérgicamente.

Método 6: el más efectivo (o eso creíamos)

Funda Movil Amarilla

Hay un método para blanquear plásticos que amarillean que sí funciona y parece mágico. Se suele emplear para blanquear electrodomésticos, consolas antiguas y hasta suelas de zapatillas con resultados asombrosos. ¿Funcionará también en nuestra funda amarillenta?

Ingredientes: crema de agua oxigenada de 40 volúmenes, guantes, un pincel y bolsa de plástico transparente o film de cocina.

  1. Ponte los guantes y aplica la crema sobre la funda con ayuda de un pincel. Lleva cuidado de que no te toque la piel o podría quemarte (lo digo por experiencia).
  2. Meter la funda bien impregnada de crema en una bolsa transparente o envuélvela en film de cocina.
  3. Déjala al sol durante varias horas. En nuestro caso estuvo un total de 5 horas en las que fuimos dándole la vuelta para que la luz incidiera en toda la funda por igual.
  4. Aclarar bien para retirar todos los restos.

Resultados: una gran decepción

Funda Movil Amarilla 03

Sin rodeos: ningún método de los que probamos funcionó y las tres fundas siguieron amarillas tras acabar el experimento. Además, teníamos tres fundas y probamos seis métodos de limpieza, eso significa que pasaron dos veces por el "túnel de lavado" y ni así conseguimos devolverles la transparencia. A simple vista diría que no se clarearon en absoluto, el único cambio visible fue tras sumergir una de ellas en lejía que el acabado quedó un poco mate en lugar de brillante como al principio, pero el amarillo seguía ahí.

Sin rodeos: ningún método de los que probamos funcionó y las tres fundas siguieron amarillas tras acabar el experimento.

Eso sí, aunque el amarillo no se fue, todas estaban limpísimas y desinfectadas al máximo. Si lo que buscas es quitar gérmenes y la película grasienta que queda al manosearla constantemente, cualquier sistema de los arriba descritos te puede servir, pero si buscas dejarla como cuando la sacaste de la caja, desafortunadamente no lo conseguirás.

¿Por qué se vuelven amarillas las fundas transparentes?

El error de base es creer que ese tono amarillo de la funda del móvil es una mancha. Tal y como explica el fabricante de carcasas Burga, el material de las fundas transparentes no es transparente en origen, sino amarillo. Lo que hacen es añadirle un tinte azul para crear el efecto de transparencia.

Con el paso del tiempo y la exposición al sol, el material se va degradando y empieza a aparecer ese tono amarillento

Con el paso del tiempo y la exposición al sol, el material se va degradando y empieza a aparecer ese tono amarillento que tanto deseamos eliminar. No es suciedad, aunque lo parezca, sino el proceso de degradación del material.

Sabiendo esto, esperaba que el método de la crema oxigenada y la exposición al sol funcionara, pero tras cinco horas de espera, aquello seguía del mismo color que al principio. Quizás con más horas de exposición se note el efecto, pero personalmente creo que no vale la pena todo el esfuerzo (y más sin garantías de que vaya a funcionar).

Entonces, ¿qué hacemos?

Nos habría gustado dar con el método que dejara la funda del móvil como nueva, pero tras hacer el experimento no es arriesgado decir que no existe la solución milagrosa. Si quieres deshacerte del tono amarillento, tendrás que hacerte con una funda nueva, no hay más. Lo que sí puedes hacer es tener en cuenta algunas cosas para evitar que te vuelva a pasar con tu próxima funda.

funda transparente apple
La funda transparente del iPhone XR, tras un año de uso. Créditos: Applesfera

En primer lugar, no todas las fundas transparentes amarillean. Las baratas, las de silicona, ya hemos visto que lo hacen y mucho, pero hay tipos de polímeros que no se ven afectados como el termoplástico uretano, como por ejemplo las que hace Apple. Puedes hacerte con una de estos materiales si sigues queriendo una transparente, aunque también son más caras.

Si por el contrario te da igual que sea transparente, puedes hacerte con una funda que sea opaca y preferiblemente de un color oscuro. Aquí no se notará ese efecto amarillento tan feo y podrás aguantar con ella más tiempo. Eso sí, sea como sea tu funda, no te olvides de limpiarla regularmente porque aunque no se vea fea, ninguna es inmune a la suciedad y los gérmenes.

Temas
Inicio