Compartir
Publicidad
Nubia N2, análisis: con esta batería te puedes olvidar del cargador
Móviles Android

Nubia N2, análisis: con esta batería te puedes olvidar del cargador

Publicidad
Publicidad

La firma china Nubia sigue ampliando su catálogo y uno de los últimos smartphones en sumarse a su oferta ha sido el Nubia N2. Igual que ya vimos con el primer modelo, con una batería de 5.000 mAh, este Nubia N2 hace de la autonomía su principal atractivo para destacar en un escaparate cada vez más saturado.

Pero ahí no queda todo, a pesar de su estatus de gama media, el Nubia N2 no renuncia a elementos como el diseño unibody de aluminio, el lector de huellas o, como ya viene siendo costumbre en equipos de Nubia, una pareja de cámaras muy interesante El Nubia N2 ha pasado por nuestra mesa de pruebas con motivo de su llegada a España, te contamos todo sobre este móvil en nuestro análisis a fondo.

Nubia N2, especificaciones técnicas

NUBIA N2

DISEÑO

155 x 75 x 7,99 mm
180 g
Cuerpo de metal
Construcción unibody
Lector de huellas frontal

PANTALLA

AMOLED 5,5 pulgadas
HD 1.280 x 720 píxeles
267 ppp

PROCESADOR

Mediatek MT6750 octa-core A53 a 1.5/1.0 GHz
GPU Mali T860

RAM

4 GB

MEMORIA

64 GB + MicroSD 128 GB

SOFTWARE

Android 6.0 Marshmallow + Nubia UI 4.0

CÁMARA TRASERA

13 MP, f/2.2, PDAF, filtro azul IR, NeoVision 6.0, vídeo FullHD, flash LED

CÁMARA FRONTAL

16 MP, f/2.0, filtro azul IR, modo belleza

CONECTIVIDAD

LTE, WiFi a/b/g/n/ac, Bluetooth 4.0, GPS/Glonass, minijack, USB-C

BATERÍA

5.000 mAh
No extraíble

PRECIO

299 euros

Diseño premium con algunos gramos de más

Nubia N2

El problema de la autonomía es un mal muy extendido en el panorama móvil, pero cada vez son más las marcas que apuestan por insertar baterías más amplias en sus smartphones. Esto supone una ventaja clara desde el punto de vista de la autonomía, pero a menudo tiene un lado malo, y es que afecta al diseño.

En el caso del Nubia N2, lo cierto es que se ha conseguido mantener un buen equilibrio. Con casi 8 milímetros, no es el móvil más delgado que hemos visto, pero no se siente grueso al sujetarlo en la mano. Donde sí notamos algo más esos 5.000 mAh es en el peso, que llega a los 180 gramos, pero tampoco es una cifra demasiado alta teniendo en cuenta que el móvil es bastante amplio.

A pesar de contar con una batería tan amplia, el Nubia N2 es bastante delgado, es en el peso donde notamos esos 5.000 mAh, aunque no resulta excesivo.

En la parte estética, Nubia ha apostado por un lenguaje de diseño muy similar al que ya conocimos en nuestro análisis del Nubia M2 Lite. Hablamos de un chasis de aluminio unibody en tono negro, con detalles en dorado en el perfil, botones y el logo de Nubia en la parte trasera.

Su forma es bastante clásica, con esquinas y bordes redondeados y la trasera es completamente plana, aunque la cámara sobresale ligeramente, pero es apenas perceptible. El aluminio le da un toque elegante y hace que la sensación en mano sea más sólida, pero tiene una desventaja, y es que resulta algo resbaladizo.

Nubia N2 El lector de huellas en el frontal resulta cómodo, pero esa forma ovalada no queda del todo bien con el círculo rojo de Nubia.

En general, el diseño del Nubia N2 resulta bastante cómodo y funcional, pero hay detalles que chirrían un poco desde el punto de vista estético, el más claro es el diseño de la botonera frontal. El terminal cuenta con un lector de huellas situado en la parte central bajo la pantalla al que se le ha dado una forma ovalada, pero además dentro se ha colocado el clásico círculo rojo marca de la casa.

Por otro lado, personalmente la combinación de negro y dorado no me gusta demasiado y, si además se suman detalles en rojo, el resultado no es muy armónico, aunque insisto esto es una apreciación personal. Como decía, el diseño está bien equilibrado para ser un móvil de gran batería, cuenta con materiales de calidad y muy buenos acabados.

Pantalla: una de HD y otra de AMOLED

Nubia N2

En el apartado de la pantalla, Nubia apuesta por un panel AMOLED HD de 5,5 pulgadas, una configuración que nos dice que estamos ante un smartphone de gama media. Veamos qué tal se comporta en el día a día.

La nitidez es importante para una correcta visualización, de eso no hay duda, pero en la guerra por la resolución es fácil dejarse llevar por los números. Lo cierto es que con una densidad de 267 ppp, la pantalla del Nubia N2 ofrece una nitidez más que suficiente. Sin embargo, no podemos perder de vista que el FullHD ya se ha convertido en un estándar también en la gama media y aquí la propuesta de Nubia juega en desventaja.

Con resolución HD y 5,5 pulgadas, la pantalla del Nubia N2 no es la más nítida del escaparate, pero lo compensa con la tecnología AMOLED que potencia el contraste.

Las comparaciones son odiosas y, obviamente, si ponemos el Nubia N2 junto a un móvil FullHD se nota la diferencia, y todavía se nota más si lo hacemos con un QHD. En este caso, la pantalla compensa esa resolución más justa con un buen nivel de contraste, cortesía del sistema AMOLED y sus negros más profundos. Como es habitual en esta tecnología, los colores tienden a una ligera sobresaturación.

El nivel de brillo es correcto, pero no destacable y echamos de menos un punto más elevado cuando estamos manejando el móvil a pleno sol. Además, en estos casos, el hecho de que el cristal que cubre el panel atraiga tanto las huellas no ayuda demasiado. El sistema de brillo automático responde con bastante precisión cuando hay cambios de iluminación bruscos, aunque no estaría mal que fuera un poco más rápido.

Rendimiento correcto para el día a día

Nubia N2

Decíamos que la pantalla HD nos recuerda que estamos ante un móvil más bien básico, y el procesador que integra no hace sino confirmarlo. El motor elegido para mover este Nubia N2 es el Mediatek MT6750, un viejo conocido en móviles de gama media, y también dentro del catálogo de la propia Nubia.

Es el mismo chip que encontramos en el Nubia M2 Lite, un ocho núcleos con soporte para 64 bits, acompañado de una GPU Mali-T860 que si bien ofrece un rendimiento correcto en escenarios de uso más comunes, presenta debilidades. Por ejemplo, con juegos muy exigentes se notan caídas de fps y los tiempos de carga se alargan.

El Mediatek MT6750 ofrece un rendimiento aceptable, pero tiene debilidades si nos ponemos exigentes. Donde sí vamos sobrados es en memoria, con 4 GB de RAM y 64 GB de capacidad.

En general, el rendimiento es fluido, pero ha habido momentos en los que el lag ha hecho acto de presencia en más de una ocasión. No sabría identificar cuándo pasa exactamente pues es bastante aleatorio, pero en ocasiones las animaciones no se reproducen tan suaves como cabría esperar o toca esperar más de la cuenta para que responda una orden. Con todo, no es un problema grave y la experiencia de uso no se ve demasiado afectada.

Las pruebas benchmark lo colocan al mismo nivel del Nubia M2 Lite y un poco por debajo de equipos como el Moto G5 o el Galaxy J5 2016.

NUBIA N2

NUBIA M2 LITE

MOTO G5

SAMSUNG GALAXY J5 2016

PROCESADOR

Mediatek MT6750

Mediatek MT6750

Snapdragon 430

Exynos 7870

RAM

4 GB

3 GB

2 GB

2 GB

ANTUTU

41.388

41.892

45.741

GEEKBENCH (single/multi)

606/2.527

601/2.514

628 / 2.557

1.394 / 3.352

3DMARK Ice Storm Unlimited

8.431

8.411

-

4.343

Donde sí vamos sobrados es en la memoria. En el caso de la RAM tenemos 4 GB, que no es muy habitual en un móvil de su nivel, pero se agradecen al trabajar con varias apps al mismo tiempo. En la memoria interna nos encontramos con unos generosos 64 GB que además podemos ampliar hasta 128 GB adicionales con tarjetas MicroSD.

5.000 mAh de tranquilidad

Nubia N2

Pero vamos a la parte que más destaca de este smartphone: la autonomía. Mientras la tendencia del adelgazamiento en la gama alta parece haber dejado un punto tan importante como la batería en segundo plano, es en la gama media donde hemos de buscar si queremos móviles de gran batería que nos permitan estar varios días sin pasar por el enchufe, y el Nubia N2 es uno de ellos.

Bateria Nubia N2

Viendo su hoja técnica, más bien comedida, y teniendo en cuenta el tamaño de su batería, ya me esperaba muy buenos resultados en este apartado, por lo que no me he llevado sorpresas. El Nubia N2 ofrece una autonomía muy por encima de la media y en mi caso he podido aguantar dos días completos sin parar a repostar y aún así llegué al final del segundo día con un 18% de carga. Como siempre, el tiempo depende de muchos factores, pero no dejan de ser cifras destacables.

Como siempre, pasé la prueba de autonomía de PCMark para poder tener un baremo con el que poder compararlo con otros móviles y, de nuevo, consiguió números muy buenos. Con el brillo de pantalla configurado aproximadamente al 50%, el Nubia N2 llegó a nada menos que 13 horas y 50 minutos hasta alcanzar el 20%, que es el nivel en el que se detiene este benchmark, por lo que todavía podría haber aguantado más y superar las 14 horas de sobra.

El Nubia N2 es capaz de estar más de dos días sin tener que visitar el enchufe, cifras a las que pocos móviles se acercan.

El único smartphone que hemos analizado recientemente que consiguió superar esta cifra fue el Xiaomi Redmi Note 4X y su batería de 4.100 mAh, aunque aquí también hay que dar mérito al chip Snapdragon 625 y su excelente eficiencia energética.

En cuanto al proceso de carga, el Nubia N2 no incluye ningún sistema de carga rápida, pero sí un puerto USB-C. El proceso completo tarda en torno a las dos horas, que sin ser demasiado rápido, no está mal para una batería tan grande.

Nubia UI: la personalización por bandera

Nubia N2

No es mi primera vez con un Nubia, por lo que el exceso de personalización no me sorprendió. Como muchas capas de terminales chinos, Nubia UI apuesta por la personalización en casi todos los rincones de la interfaz, así que si buscas una experiencia más cercana a Android stock, no es capa para ti.

Pero la personalización no tiene porqué ser algo negativo, a menudo nos quejamos de que todos los diseños resultan iguales, pero con el software no sucede lo mismo. Al final no deja de ser otra forma de diferenciación. Sin embargo, en el caso de Nubia UI y como ya vimos en el análisis del Nubia Z11 miniS, hay muchos guiños a iOS, la plataforma rival, por lo que tampoco podemos hablar de un gran alarde de originalidad. Pero bueno, como se suele decir: "para gustos, colores".

La pega de Nubia UI no es el exceso de personalización, sino la falta de originalidad; los parecidos con iOS son más que evidentes. Donde sí aporta más valor es en las funciones integradas.

La apuesta de Nubia no se queda solamente en la personalización sino que va más allá y también aporta funciones propias. Entre las más destacadas tenemos los gestos desde los bordes, con los que podemos activar gestos para, por ejemplo, subir el brillo de la pantalla deslizando dos dedos por cada borde o cambiar entre aplicaciones deslizando desde la esquina. Aunque personalmente no me he llegado a acostumbrar a usar estos gestos (si quiero subir el brillo lo hago desde el panel de ajustes rápidos directamente), aquí Nubia sí aporta algo que tiene una utilidad práctica. Eso sí, el uso que se le dé dependerá de cada usuario.

Otro detalle que cambia con respecto a la configuración habitual de Android es la botonera frontal. El Nubia N2 tiene los botones táctiles fuera de la pantalla; el botón central funciona como tecla Home, mientras que la de la izquierda funciona como tecla menú y la derecha como Volver. Lo que no tenemos es un botón para abrir las aplicaciones recientes, para acceder a ese menú hay que mantener pulsado en Volver. Es un detalle al que es fácil acostumbrarse, pero al principio resulta un poco confuso.

Nubia también incluye algunas aplicaciones de serie como Súper captura de pantalla, Instancia dual para duplicar aplicaciones o el clásico 'acelerador' que cierra las apps abiertas. Por cierto, la versión de Nubia UI es la 4.0 y la de Android la 6.0 Marshmallow. A continuación os dejamos una galería de capturas donde se puede ver el diseño de la interfaz.

Cámaras por encima de la media en su gama

Nubia N2

Hablando de diferenciación, uno de los puntos diferenciales para Nubia es la fotografía, algo que el propio Felix Fu, vicepresidente senior de Nubia, nos confirmó cuando le entrevistamos en el Mobile World Congress. El Nubia N2 se coloca en un nivel bastante básico en puntos como el procesador o la pantalla, pero en el caso de la cámara notamos ese plus que no es habitual en móviles de su gama.

Como recordatorio, en la cámara principal tenemos un sensor de 13 megapíxeles con enfoque por detección de fase, lente f/2.2 y NeoVision 6.0, el software de procesado de la marca. En la cámara delantera encontramos un sensor de 16 megapíxeles con lente f/2.0 y el inevitable modo belleza.

En cuanto a la aplicación de la cámara, como el resto del software, apuesta por un diseño bastante parecido al de la app de la cámara del iPhone, pero trae muchas más funciones integradas. Tenemos modo profesional bastante completo, HDR, exposición múltiple, modo de pintar con luz y cámara macro entre otros.

Nubia N2

Como decía, su cámara destaca por encima de otras de sus características principales, algo que queda reflejado en los resultados. Aquí se puede ver un ejemplo con buenas condiciones de luz, aunque en este caso las zonas de sombra han quedado demasiado oscuras por el elevado contraste. La app de la cámara cuenta con un modo HDR para mejorar el rango dinámico en escenas como esta, y la verdad que suele acertar bastante, la pega es que no es automático y toca activarlo manualmente cada vez.

Otro punto a favor de la cámara es la fluidez. La sensación al disparar es de inmediatez y el enfoque por detección de fase también va bastante rápido y es preciso, incluso cuando la luz no es favorable.

Nubia N2 Fotos

Pero vamos a ver con más detalle la calidad que obtiene la cámara. Esta es una escena 'fácil' en la que teníamos buena luz y un contraste más suave. Como se aprecia en el primer recorte, la cámara consigue muy buen nivel de detalle y, teniendo en cuenta la lejanía del edificio, respeta bastante bien las texturas en la zona central del encuadre.

Si nos vamos a los extremos de la imagen, hay pérdida de definición y una ligera distorsión, pero es inapreciable en el plano general y tampoco resulta excesivo en el recorte.

Nubia N2 Fotos

La falta de luz es, en mayor o menor medida, el punto débil de cualquier cámara, y es un mal que afecta especialmente a smartphones, sobre todo si no son de gama alta. Sin embargo, el Nubia N2 sorprende en escenas con luz baja en las que otros móviles suelen defraudar.

La foto sobre estas líneas fue tomada en un interior con una iluminación artificial un tanto peculiar, ya que mezcla la luz ambiente, tenue y difusa, con la luz de la señal de la pared. La cámara hace un buen trabajo de balance de blancos y se pueden apreciar perfectamente las zonas con luz blanca y las zonas con luz amarilla, bien definidas y sin dominantes.

Nubia N2 Fotos

En el recorte al 100% vemos como la textura de la pared conserva el detalle a pesar de las dificultades que podría presentar la iluminación. En general, la cámara consigue buenos resultados en interiores y en condiciones de luz más complejas, siempre y cuando no haya movimientos en la escena.

Nubia N2 Fotos

Aquí, la gata fue obediente y posó para la foto sin moverse ni un milímetro. El nivel de detalle sigue siendo mejor que el de la mayoría de móviles de su categoría en condiciones similares.

En el caso de las selfies, con otros móviles es habitual que acabemos usando la cámara trasera porque la frontal no ofrece buena calidad, pero con 16 megapíxeles y lente f/2.0, la del Nubia N2 vuelve a estar a la altura. Los resultados no son tan buenos como con la cámara principal, pero sigue estando por encima de la media. Eso sí, ojo con el modo belleza si no quieres parecer una figura de cera.

Nubia N2, la opinión y nota de Xataka Android

Nubia N2

Como decía al principio, la autonomía es el mal más extendido entre nuestros smartphones y una de las soluciones (la más efectiva por el momento) pasa por integrar baterías de mayor capacidad. No es lo habitual en gama alta, pero cada vez son más los fabricantes que apuestan por esta fórmula en sus equipos de gama media, y aquí Nubia ha apostado fuerte.

Si buscas un móvil con superbatería, este Nubia es una opción a tener en cuenta; superar los dos días sin tener que recurrir al cargador es un lujo que la inmensa mayoría de móviles no pueden permitirse, y el N2 lo hace sin sacrificar el diseño.

Si lo que buscas es un móvil con una buena autonomía, el Nubia N2 no te defraudará. Llegar, e incluso superar, los dos días sin tener que recurrir al cargador es un lujo que la inmensa mayoría de móviles no pueden permitirse, y el Nubia lo hace sin sacrificar el diseño. Los materiales y acabados vuelven a darle ese aire más avanzado. ¿Que podría ser más ligero? Sí, pero no supone un handicap para el manejo. Además, con una pantalla de 5,5 pulgadas, 180 gramos es una cifra razonable.

Si le das importancia a la cámara, la de este modelo aprueba con nota dentro de su categoría. Pero si lo que estás buscando es un móvil potente, el Nubia N2 no llega al nivel esperado. Aunque cumple en el día a día, el chip de Mediatek es el punto más flojo del terminal y el que hace que se desequilibre la balanza.

Nubia sigue buscando su hueco para destacar entre una competencia cada vez más agresiva. Sus argumentos son la autonomía, las cámaras y el diseño, pero se queda atrás en el rendimiento y su precio podría ser más competitivo.

Es el mismo procesador que encontramos en el LG X Power 2, un móvil que también cuenta con superbatería y cuesta 249 euros. Otro ejemplo de competencia, quizá la más agresiva, es el Xiaomi Redmi Note 4X. Con un procesador más potente (Snapdragon 625), pantalla FullHD y también gran batería puede ser nuestro por sólo 180 euros.

Nubia es una marca joven que todavía está buscando la fórmula para destacar en el escaparate y el Nubia N2 ofrece argumentos de peso para ser el elegido, pero con algunas sombras en su hoja técnica y un precio de 299 euros, lo va a tener complicado.

7,4

Diseño7,75
Pantalla7
Rendimiento6,5
Software6,5
Cámaras7,5
Autonomía9

A favor

  • Gran autonomía.
  • Diseño unibody con muy buenos acabados.
  • La cámara principal da buenos resultados, también con poca luz.
  • No escatima en RAM ni capacidad interna.

En contra

  • El chip Mediatek se queda algo justo.
  • La pantalla no es FullHD.
  • Precio poco competitivo para su gama.
  • No tiene carga rápida.
  • Nubia UI se aleja demasiado de Android.

El teléfono ha sido cedido para las pruebas por Nubia. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas
Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos