Publicidad

Móviles con los que flipaste en su día: ASUS Padfone
Móviles Android

Móviles con los que flipaste en su día: ASUS Padfone

Publicidad

Publicidad

Seguimos recordado móviles legendarios, después de rescatar del olvido a terminales como el HTC ChaChaCha, el Motorola Flipout o la Sony Tablet P. En esta sección hemos recordado móviles muy peculiares, aunque pocos tan únicos como el ASUS Padfone, capaz de transformarse en móvil, tablet y portátil.

A lo largo de los años, ASUS ha lanzado unos 12 modelos de su Padfone, aunque nosotros nos centraremos en el primero de 2012. Se trata de un móvil relativamente normal de por sí, aunque cambia radicalmente al usarlo junto a sus accesorios oficiales.

Especificaciones técnicas del ASUS Padfone

ASUS Padfone

Pantalla

AMOLED 4,3"
540 x 960

Dimensiones y peso

128 x 65.4 x 9.2 mm
129 g.

Procesador

Snapdragon S4 Plus

RAM

1 GB

Almacenamiento

16 / 32 / 64 GB

Cámara frontal

VGA

Cámara trasera

8 MP

Batería

1520 mAh extraíble

Sistema operativo

Android 4.0

Conectividad

3G
Wi-Fi b/g/n
Bluetooth
MicroUSB

Otros

Compatible con Padfone Station, teclado dock y Stylus

Precio de salida

700 euros

Desde el punto de vista técnico, el ASUS Padfone no es demasiado distinto de otros móviles Android de su época. Lanzado en 2012, era un móvil compacto para los estándares de hoy en día, con pantalla AMOLED de 4,3 pulgadas y resolución de 960 x 540 píxeles, 1 GB de RAM y, eso sí, bastante almacenamiento interno, pues llegaba hasta los 64 GB (ampliables además mediante microSD).

En su interior contaba con un procesador Snapdragon S4 Plus (cuatro núcleos a 1,5 GHz), una modesta batería de 1.520 mAh, extraíble como era común por aquel entonces, y una cámara principal de 8 megapíxeles detrás y VGA delante.

Onector El conector para acoplar el teléfono a sus accesorios

En el apartado técnico, el ASUS Padfone era un móvil más del montón, si no fuera por los conectores especiales en su lateral que nos adelantaban que este móvil escondía un secreto: la posibilidad de convertirse en una tablet u ordenador portátil sin necesidad de pantallas plegables ni inventos, sino más bien al estilo Megazord de los Power Rangers.

¿Qué tenía de especial?

Asuspadfone

Un simple vistazo a las imágenes del ASUS Padfone nos deja claro que este móvil salía de lo habitual. Como hemos comentado antes, el teléfono en sí se comportaba como un móvil de su tiempo, con Android 4.0 y potencia adecuada, aunque su principal baza se incluía en poder cambiar el formato tras introducirlo en su accesorio estrella: la Padfone Station.

Padfone Station es algo así como una tablet vacía por dentro, o casi vacía: contaba con una pantalla de 10,1 pulgadas con resolución de 1280 x 800 píxeles y una batería de 6600 mAh, así como una trampilla para colocar el ASUS Padfone.

Al colocar el ASUS Padfone en la Padfone Station, se convertía en una tablet de 10 pulgadas con un extra de autonomía que siempre es de agradecer. Si más tarde querías volver a usar el teléfono, sólo lo necesitabas sacar de nuevo de su trampilla.

Padfoneportatil

No obstante, la transformación no estaba completa hasta acoplar un accesorio más: el teclado. De este modo, el teléfono sencillo y compacto original llegaba a convertirse en una especie de portátil sencillo, con su teclado completo. Eso sí, estamos hablando de Android 4.0 y de un procesador de cuatro núcleos a 1,5 GHz, así que olvídate de las últimas mejoras de productividad multitarea en Android y teníamos un rendimiento más lento que al usar el móvil en modo teléfono.

¿Existe algo parecido hoy en día?

El ASUS Padfone original fue lanzado en 2012, y en los siguientes años hubo una auténtica explosión de variantes y modelos. Tuvimos un Padfone 2, Padfone X, varias variantes Mini y otras Infinity, pero el sueño de los móviles capaces de cambiar de formato murió en algún momento de 2014. Desde entonces no ha habido ningún nuevo ASUS Padfone.

Padfonex El ASUS Padfone X de 2014

No hay Padfones desde hace seis años, aunque el interés por un dispositivo que cambie de formato sigue ahí, en dos variantes: por un lado, en los móviles plegables como el Samsung Galaxy Fold; por el otro, en el modo PC de algunos terminales como Samsung Dex.

En los móviles plegables como el Samsung Galaxy Fold o el Huawei Mate X, tenemos un teléfono que puede desplegarse para aumentar el tamaño de pantalla y ser casi una tablet. Tiene la ventaja de que no necesitas un accesorio adicional, aunque la desventaja de que cuando está en modo "móvil", no es un móvil normal como lo era el ASUS Padfone, para bien o para mal.

Samsungdex Samsung Dex en un Samsung Galaxy S8

El modo PC disponible en algunos móviles Samsung, Huawei y y móviles es otra solución para transformar el móvil en otro dispositivo, concretamente, un PC. Aquí se trata más de una solución de software que de hardware, aunque es un buen punto de partida para allanar el terreno para los móviles transformer del futuro y que su conversión a portátiles sea más fluida y productiva que nunca.

En nuestro análisis del ASUS Padfone original, lo describíamos como un teléfono que viene del futuro. Ese futuro ya ha llegado, y Android está mejor preparado que nunca para este tipo de transformaciones, pero por el momento nadie se ha vuelto a atrever todavía a crear un sistema de móvil con accesorios transformables. Habrá que esperar a un futuro futuro.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios