Compartir
Publicidad
Un regreso por la puerta grande: así ha conseguido Nokia vender 8.7 millones de smartphones en su primer año
Mercado

Un regreso por la puerta grande: así ha conseguido Nokia vender 8.7 millones de smartphones en su primer año

Publicidad
Publicidad

Nokia fue durante muchos años el líder indiscutible en el sector de los móviles. Con la llegada de Android y los smartphones aquel liderazgo fue desapareciendo. Pero después de un largo período en la sombra de Microsoft, a finales de 2016 se anunció que Nokia volvía dispuesta a reclamar su hueco de mercado. Esta vez lo haría junto a HMD Global y una apuesta decidida por Android.

Un año después de la llegada de sus primeros dispositivos, lo cierto es que la nueva Nokia está teniendo un arranque espectacular, casi soñado. Pasando de prácticamente desaparecida a vender millones de dispositivos.

Estos días leemos los últimos datos de Counterpoint e IDC y colocan a Nokia como el undécimo fabricante de móviles a nivel mundial. Justo a las puertas del top 10. Vamos a repasar estos números y debatir cómo ha conseguido Nokia en tan poco tiempo colocarse en unos puestos que otros fabricantes móviles con mucho más recorrido siguen sin lograr.

Más unidades vendidas que marcas como HTC, Meizu o OnePlus

Según los últimos datos de CounterPoint, tal y como leemos en Twitter a través de uno de sus analistas, Nokia ha conseguido en el último trimestre de 2017 vender 4,4 millones de dispositivos. Por poner una cifra comparativa, es similar a los 3,9 millones de Píxeles que se vendieron a finales de año.

Son datos que quizás dichos así en frío no sean muy llamativos, pero debemos entender cómo está el mercado hoy en día. Liderado por Samsung, le siguen gigantes como Huawei, Oppo, Xiaomi y también otros como LG, ZTE o Motorola. ¿Quién se sitúa por debajo del undécimo puesto que ocupa Nokia? Marcas tan importantes como Sony y sus Xperia, OnePlus y su marketing, los Pixel, Alcatel o gigantes asiáticos como Lenovo, Meizu, Coolpad o Asus.

En solo un año de vida los Nokia 5, Nokia 6, Nokia 8... han logrado hacerse un hueco en el mercado gracias a una combinación de factores. Y lo hacen en parte porque están distribuyendo globalmente en muchísimos mercados y con dispositivos para todas las gamas. Desde los más económicos hasta los más potentes. Un fabricante con una estrategia muy definida y que no tiene reparos en ofrecer dispositivos con el Snapdragon 835 y la máxima potencia o gamas de entrada por debajo de los cien euros.

Los números de Nokia son excelentes. No todos sus modelos son gamas altas, pero ha superado a fabricantes que llevan muchos años intentando ampliar su cuota de mercado.

Sí es cierto que hay que poner estos datos en contexto. Se trata de, según los datos de Counterpoint, un total de 8.7 millones de smartphones vendidos a lo largo de 2017. Siendo la mitad de ellos en el último trimestre, por lo que la tendencia es totalmente a la alta.

Google, OnePlus o Sony tienen menos unidades vendidos, pero también es importante señalar que en estos casos el precio medio es mucho más elevado. Estos fabricantes se centran únicamente en los dispositivos más potentes y los beneficios suelen ser también elevados.

Los teléfonos básicos todavía tienen mucho que decir

Pese a que en el mundo de los smartphones se queda en el 1%, Nokia consigue el 5% del mercado de móviles total gracias a su 15% de cuota en teléfonos básicos. Hablamos de esos dispositivos de gama de entrada que no necesariamente tienen por qué tener Android o pantalla táctil. Teléfonos básicos que sí cuentan con conexión a internet pero su potencia y funciones son más limitadas.

El Nokia 3310 fue un hit en su época y parece que la versión de 2017 también se habría vendido bien. De hecho, recientemente hemos visto el anuncio de una versión equivalente con conectividad LTE.

En total unas ventas de 59,2 millones de teléfonos básicos vendidos en 2017 según los datos de IDC. En este segmento, sitúan a Nokia como el segundo fabricante a nivel mundial y el más popular de Europa. Algo que parece evidente teniendo en cuenta la buena reputación que tenían sus modelos antiguos.

Los teléfonos básicos sin Android todavía siguen vendiéndose y aquí la nueva Nokia se coloca como número uno en Europa, según IDC.

Ya hemos podido probar el Nokia 3310 y se acercan más alternativas como el filtrado Nokia E71. Habrá que confirmar si estos teléfonos básicos logran competir contra la gama de entrada Android o se quedan en un peldaño claramente inferior.

Según los datos de Statista, los 'feature phone' irán disminuyendo progresivamente debido a la mejoría de los smartphones más baratos. Si ahora estos teléfonos están alrededor del 35-40%, para 2020 solo el 20% de dispositivos vendidos será un teléfono básico y no un smartphone. Datos que en los mercados con más recursos, la balanza se inclina claramente hacia los smartphones.

Una empresa distinta, pero la marca Nokia sigue intacta

Nokia 5

Recordando la entrevista a Luis Peixe, Country Manager de HMD Global en España y Portugal, nos fijamos en que ya aseguraba que para el Nokia 3310 sí había mercado y los datos parecen confirmarlo. Pero otro detalle que nos parece clave para entender cómo ha logrado Nokia estos números es fijarnos en la marca. Según Luis Peixe, el 95% de los usuarios conoce la marca Nokia y con unos valores positivos asociados como la durabilidad o calidad.

Esa marca la están explotando al máximo e intentan que sus productos sigan transmitiendo valores similares. Con los nuevos Nokia tenemos móviles sencillos, con un diseño similar en todos ellos y sobre todo con un software Android que funciona sin sobresaltos ni problemas. Una apuesta decidida por Android puro que creemos que ha ayudado mucho a que los clientes tengan en mente las mismas ideas respecto a Nokia.

De hecho, es difícil ya recordar cómo era Nokia junto a Microsoft y Windows Phone. Esos días han quedado atrás en tan solo un año. El fabricante finlandés es un claro aliado de Android y está consiguiendo convertirse en una apuesta segura si buscamos algo que funcione bien. Sea el Nokia 3 y sus humildes especificaciones o el potente Nokia 8.

En un mercado con Android One y muchas empresas con Android puro, Nokia está logrando destacar pese a tener el mismo diseño que el resto. ¿Cómo? Veámoslo en el siguiente punto.

Opción fiable si quieres rendimiento y actualizaciones

Nokia Oreo 2

Nokia se ha convertido en la nueva Motorola. Al menos en cuanto a ritmo de actualizaciones se refiere. Estamos ante un fabricante que lo tiene fácil para actualizar sus dispositivos, ya que todos ellos disponen de chips conocidos y una capa de personalización que no se diferencia de Android puro. Pero otros también pueden decir lo mismo y no han ido tan rápido.

Todos se han presentado este año, por lo que es normal que reciban Android 8.0 Oreo. Pero además de la gama alta como el Nokia 8, otros como el Nokia 6 y Nokia 5 también han sido actualizados. Además de estar en proceso la actualización para los Nokia 3 y Nokia 2. Móviles de gama baja cuya competencia es posible que nunca vea la última versión de Android.

Nombres fáciles de recordar, Android puro y actualizaciones aseguradas. La estrategia de Nokia es seguir asociándose con conceptos sencillos que todos los usuarios valoren.

La actualización a Oreo es estable e incluye los últimos parches de seguridad. Teniendo en cuenta que se distribuyen en una gran cantidad de países, Nokia representa una de las pocas opciones si queremos un móvil fiable en cuanto a recibir las novedades de Android.

¿Qué necesita Nokia para seguir escalando en el top de fabricantes?

Nokia 8

Nokia aprovechará el Mobile World Congress 2018 para presentarnos nuevos dispositivos. Se vienen rumoreando el Nokia 9, Nokia 7 y Nokia 2. La idea es que sean modelos similares a los del año pasado pero con el añadido de estas pantallas 18:9 que deberían servir como vuelta de tuerca al diseño ya casi clásico de estos Nokia con Android.

Para seguir creciendo se espera que Nokia fortalezca su alianza con Google. El Nokia 1 y Android GO podría ser un paso, pero también querríamos ver como estos Nokia sean de los primeros en obtener Android P.

El fabricante finlandés también está haciendo pequeños pasos en otros campos como el de los wearables con Withings. También debería mejorar su presencia en Latinoamérica y volver a recuperar esa alianza con los operadores móviles que en su día tuvo. Paso a paso para una Nokia que fue una de las grandes sensaciones del año pasado y donde este 2018 puede confirmarse como un fabricante a tener muy en cuenta.

En Xataka Android | ¿Es la nueva Nokia el fabricante soñado por los usuarios Android?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio